José Pablo Alfaro Rojas. 16 abril

A falta de una fecha para que concluya el torneo, hay un equipo sin extranjeros, con un presupuesto modesto y poca afición que todavía pelea por la cima. Su plantilla no tiene grandes figuras y, en cambio, los canteranos sobran en el plantel.

Santos de Guápiles venció a la Liga 2 por 0 en su propio estadio. Fotografía: Rafael Pacheco.
Santos de Guápiles venció a la Liga 2 por 0 en su propio estadio. Fotografía: Rafael Pacheco.

Contrario a Herediano, Saprissa y la Liga, este club basa su fuerza en un proceso, una palabra que muchos utilizan pero pocos aplican en el fútbol local.

En esta campaña, el Santos de Guápiles sumó su cuarta clasificación al hilo, pese a que perdió durante casi toda la segunda vuelta a su referente histórico, Christian Lagos, y a uno de los motores del mediocampo, Osvaldo Rodríguez. Tampoco tiene a disposición a Berny Burke, uno de los refuerzos que mejor se perfilaban para esta temporada.

A solo una jornada para que finalice la temporada, Santos es a todas luces el gran merecedor del liderato. Nunca llenó su estadio, el Ébal Rodríguez, pese a su más que destacable rendimiento, pero este factor no pesó en los resultados.

Sacó al campeón, Pérez Zeledón, de la lucha por el título y a estas alturas pelea por la cima ante adversarios que hicieron contrataciones de más renombre. El equipo de Johnny Chaves refleja con total claridad la premisa de que un trabajo serio, complementado con una cantera con buenos prospectos y una estrategia bien definida puede dar resultados palpables y sostenidos a lo largo del tiempo.

Por si fuera poco, en los duelos directos ante los rivales de la cuadrangular le ha ido bien. Contra la Liga suma un empate (0-0) y una victoria (2-0), frente a Saprissa un triunfo (1-0) y una derrota (0-1) y contra Herediano un empate.

Le falta por disputar un partido frente a los rojiamarillos, que es justamente el que resolverá si culmina el torneo como líder o afronta la cuadrangular en busca del boleto a la gran final del campeonato nacional.

Santos necesita derrotar a los florenses por más de 2 goles, un resultado que ciertamente se percibe complicado.

Johnny Chaves inició el proceso santista hace 3 años. Fotografía: Rafael Pacheco.
Johnny Chaves inició el proceso santista hace 3 años. Fotografía: Rafael Pacheco.

Aunque no consiga este triunfo, Santos habrá hecho más méritos que cualquier otro equipo para llegar hasta allí. Solo el hecho de redondear un proceso y pelear con menos presupuesto, lo convierte en el club con más merecimientos para finalizar de líder.

Al inicio de la temporada, cuando se le consultó a la prensa sobre los cuatro clasificados de este torneo, decidí colocar al Santos de quinto. En ese momento, me parecía sumamente complicado que el equipo de Chaves no se volviera predecible con tan pocas armas, y más aún cuando, de a pocos, le habían quitado algunos futbolistas.

Por dicha me equivoqué. En esta campaña Santos demostró el valor de los procesos.