Daniel Jiménez. 12 mayo

Johan Venegas suele eludir la polémica, pero no en esta oportunidad. El atacante del Deportivo Saprissa fue directo en sus declaraciones y consideró que el árbitro Adrián Chinchilla fue permisivo.

Venegas pasó por la zona mixta visiblemente afectado. Habló sin tapujos y de paso comentó sobre la personalidad del silbatero finalista.

Johan Venegas fue el centrodelantero titular de Paté en la final ante San Carlos. Foto: Albert Marín.
Johan Venegas fue el centrodelantero titular de Paté en la final ante San Carlos. Foto: Albert Marín.

Al final, la estadística es clara: los Toros del Norte cometieron 30 faltas, mientras los morados 17. El partido se caracterizó por el choque, de mucho balón dividido y la lluvia hizo que cada pelota fuera más disputada y las jugadas más propensas a las faltas.

El sancarleño Marcos Julián Mena fue el futbolista de más faltas cometidas, con siete. Mientras el morado con más infracciones fue Aubrey David con tres.

“Creo que es de los partidos que más golpes nos han dado a los que vamos en ofensiva. Para mí el referí fue muy permisivo, pitaba algunas faltas para un lado y para el otro no, las dejaba seguir”, comentó el ariete.

En su opinión, el réferi Chinchilla fue “permisivo” con los norteños y “riguroso” con los morados. Además tiró la frase picante de la noche: “Es un árbitro que no deja que uno se el acerque, es un poco agrandado. Ahora esperar el partido de vuelta”.

Para el delantero tibaseño puede ser un tema de personalidad, pero el silbatero no dejaba que se le acercaran para conversar con él.

“No solo pasó conmigo, tal vez el término es un poco pasado, no solo fue conmigo, uno trataba de ir a hablar con él, pero no se dejaba. Va con la personalidad de cada persona”, añadió.

Johan aseguró salir bastante golpeado y desconocer si podrá jugar el próximo miércoles en el juego de vuelta de la final: “Lo que tengo es lo que llamamos una paralítica en la espalda, me pudo haber ocasionado un golpe en el nervio ciático, espero recuperarme de la mejor manera”.

El futbolista estuvo los 90 minutos en cancha y jugó como centro delantero y volante. Su marcador fue el zaguero central Rudy Dawson, quien no le dejó mucho espacio.