Juan Diego Villarreal. 25 noviembre, 2020
Esteban Alvarado reconoció que su mejor recuerdo con el Herediano fue salir campeón en el Apertura 2019 ante Alajuelense. Fotografía: Rafael Pacheco
Esteban Alvarado reconoció que su mejor recuerdo con el Herediano fue salir campeón en el Apertura 2019 ante Alajuelense. Fotografía: Rafael Pacheco

El portero Esteban Alvarado Brown, quien anunció su partida del Herediano, tras un mutuo acuerdo con el club, se despidió de la afición en una carta abierta en sus redes sociales, donde promete volver a la institución florense.

“En este tiempo, 1 año y cinco meses he experimentado todos los sentimientos como un herediano que hoy en día soy y por lo identificado que estoy. El recibimiento por parte de la afición fue de mucho cariño. Me adoptaron desde el primer día que me puse la roja y amarilla”, comentó Alvarado.

Aunque no dio a conocer abiertamente cuál es su destino, se menciona que el arquero es pretendido por el Mazatlán de México, que es dirigido por el mexicano Tomás Boy, extécnico de Jafet Soto, o bien puede llegar al fútbol holandés, donde jugó del 2010 al 2015 con el AZ Alkmaar.

“Se despide un florense más, solo que tuvo la bendición de jugar y ser campeón con el Herediano y sabe la gran energía positiva que irradia este equipo. Gracias a Fuerza Herediana, a cada uno de los aficionados, gracias de corazón por la confianza y el apoyo que me brindaron. Gracias a Jafet Soto Molina por todo, solo te puedo agradecer por darme esta oportunidad de jugar con el glorioso”, comentó Alvarado.

Como era de esperar, el siquirreño tiene en su memoria el cetro del Apertura 2019, cuando le ganaron la serie al Saprissa y a Alajuelense de la mano del técnico José Giacone.

“Mi recuerdo más grato fue quedar campeón en el último torneo con público, después de jugar seis finales seguidas y ganarlas. Ese recuerdo quedará marcado de por vida en la mente de los heredianos y público en general. Solo puedo decir gracias, porque junto a la afición me comprometieron automáticamente con la causa. Gracias al equipo por el apoyo, ustedes son gladiadores. Mis máximos respetos muchachos. Me levanto y aplaudo al recordar el sacrificio que han hecho por el club”, confesó Alvarado.

El guardameta de 31 años y 1,93 metros de estatura añadió que no tiene palabras para describir el apoyo que sintió vistiendo los colores rojiamarillos

“Espero volver a casa, así me hace llamarla, porque así me han hecho sentir. Sentí el respaldo de una afición que siempre exige al máximo, como tiene que ser, que apoya al máximo y que vive el fútbol al máximo. Gracias a familia por todo, se les quiere mucho”. manifestó Alvarado.