José Pablo Alfaro Rojas. 14 junio
Hernández fue presionado por Guzmán durante gran parte del juego. Fotografía: Rafael Pacheco.
Hernández fue presionado por Guzmán durante gran parte del juego. Fotografía: Rafael Pacheco.

Frustrado, como si comprendiera que la serie está liquidada y la lucha por el goleo también. A Marcel Hernández le cuesta encontrar explicaciones para la paliza de 4 por 0 que Saprissa le propinó a Cartaginés en su propia casa.

Solo argumenta que Saprissa frenó la contra brumosa con faltas y que cuando aplicó el mismo recurso, los blanquiazules no reaccionaron con la misma agresividad.

"Nos faltó la malicia de que cuando ellos salían a la contra bajarlos también (con falta), porque esto es parejo para los dos", afirmó Hernández, visiblemente afectado, después de brindar declaraciones al canal FUTv.

"Es complicado de explicar. Un primer tiempo de una manera y un segundo de otro. Nos faltó determinación para hacerle daño a Saprissa", agregó Hernández, quien no pudo perforar las redes y se quedó en 14 anotaciones.

Por si fuera poco, su frustración podría ser mayor considerando que dos balones pérdidos por él en ofensiva, en esa lucha sin socios y demasiados guardianes, terminaron en contraataques morados por el sector izquierdo, de cancha a cancha, canjeados por el tercer y el cuarto tanto del partido.

Uno de ellos, por si faltaba más, fue obra de Christian Bolaños, su rival en la disputa del goleo. El romperredes morado, que a pesar de tener un partido discreto, salió airoso en lo individual y en lo colectivo.

Respaldado por un robusto aparato ofensivo, el veterano volante no cargó con el peso de ataque, en el que otros futbolistas como Johan Venegas, Ariel Rodríguez e incluso Bayron Bonilla como relevo, tuvieron mayor protagonismo.

Aún así, el jugador aprovechó un rebote dentro del área, después de un remate de Ariel Rodríguez que pegó en el palo, para mandar la pelota a las redes, al 72′.

Fue el 3 por 0 que liquidó el juego, posiblemente la serie y muy probablemente la lucha por convertirse en el mayor anotador del campeonato.

Bolaños ya suma dos anotaciones más que el cubano, pues llegó a los 16 tantos.

“Intento leer la jugada, he tenido suerte de que la mayoría de veces la pelota llega en donde yo estoy”, reconoció Bolaños, con alto porcentaje de anotaciones conseguidas después de rebotes del arquero o los postes.

Saprissa celebra el cuarto gol del cotejo, con el que prácticamente liquida la serie. Fotografía: Rafael Pacheco.
Saprissa celebra el cuarto gol del cotejo, con el que prácticamente liquida la serie. Fotografía: Rafael Pacheco.

“El no bajar los brazos y no cambiar la manera de jugar de Saprissa es lo que nos lleva a conseguir tantas anotaciones”, resaltó el futbolista en FUTv.

El mediocampista hizo énfasis en la propuesta morada, que se afianzó después de la primera anotación, obra de Michael Barrantes al 62'.

Cuando la 'S' obligó a los brumosos a proponer y a buscar el empate, se pudo aprovechar de los espacios y de los yerros de la retaguardia.

El ingreso de Bayron Bonilla fortaleció el perfil izquierdo y lo convirtió en un arma esencial, en parte por los centros rastreros al área.

Las distracciones de la zaga local fueron evidentes y los trazos del jugador nicaragüense muy certeros, para asistir a Rodríguez en el segundo gol, y generar el centro que culminó en el tercer tanto de Bolaños.

“El resultado es un premio a cómo Saprissa planteó el partido. El equipo tuvo paciencia, llevó los tiempos del juego y los goles cayeron a partir de buenas jugadas y en el momento justo", agregó el volante Michael Barrantes.