Fanny Tayver Marín. 26 febrero
Marco Ureña se perderá los cuatro próximo partidos de la Liga por la expulsión ante Jicaral. Fotografía: José Cordero
Marco Ureña se perderá los cuatro próximo partidos de la Liga por la expulsión ante Jicaral. Fotografía: José Cordero

Insultar a Juan Gabriel Calderón completamente enfadado porque el silbatero no pitó una falta en su contra le salió caro al atacante Marco Ureña.

El Tribunal Disciplinario de la Federación Costarricense de Fútbol (Fedefútbol) le impuso un castigo de cuatro partidos por lenguaje soez y una multa de ¢175.000, basado en el artículo 38 inciso 1 del Reglamento Disciplinario del fútbol de la Primera División.

Dicho artículo se refiere a “faltas muy graves dentro de un partido de fútbol” y en ese inciso estipula: “Será sancionado con una suspensión de tres a cuatro partidos y una multa de ¢175.000 por insultar, provocar, ofender o amenazar o utilizar lenguaje ofensivo, grosero u obsceno y/o gestos de la misma naturaleza contra oficiales y oficiales de partido, así como a miembros de la Cruz Roja o grupo de apoyo análogo o a la Autoridad Pública, personal de prensa, comunicadores o empresas de comunicación debidamente acreditados, aficionados o público en general”.

Esta sanción de Ureña significa que Liga Deportiva Alajuelense no contará con él en su visita del domingo a Limón; tampoco lo tendrá en casa ante Pérez Zeledón, no lo podrá usar frente a Herediano en el Rosabal y ni estará en el Morera Soto ante Universitarios.

Ureña quedaría habilitado para reaparecer en el campeonato nacional en la jornada 16, cuando la Liga visitará a Cartaginés, un partido que de momento figura en el calendario para el domingo 22 de marzo.

Calderón anotó en su informe arbitral que el futbolista usó lenguaje ofensivo e insultante y anotó textualmente que lo que le dijo fue: “Me cago en la p.... que te parió”.

En ese encuentro, Ariel Lassiter también recibió una roja directa. Su sanción es de dos juegos y una multa de ¢100.000, por “juego brusco grave, al realizar una entrada con uso de fuerza excesiva, majando a un adversario".

Una vez finalizado el juego ante Jicaral, en el que la Liga se impuso por la mínima con un tanto de Jonathan McDonald, La Nación le consultó a Andrés Carevic si él habla con sus hombres para que no se expongan a expulsiones y respondió que no es algo que dialoga con ellos, pero no descarta hacerlo.

En lo que va del torneo, en la Liga han visto la cartulina roja Facundo Zabala, Alex López, Marco Ureña y Ariel Lassiter.

“A veces los entiendo, porque a veces dentro del campo de juego, el enojo, el fastidio, por algunas situaciones que pasan es normal que a veces uno esté molesto y pueda reaccionar. Son cosas que pasan, son detalles, esperemos que pasen ahora y no pasen en lo que viene, en la segunda vuelta y en el cierre del campeonato. Sería importante a partir desde ya ir tocando este tema para no tener reacciones, o estar más atentos a esta parte”, expresó Carevic.

En Jicaral, el delantero Jurguens Montenegro también fue expulsado y su castigo fue el mismo que el de Lassiter: dos partidos de suspensión y una multa de ¢100.000, por “juego brusco grave”.