Fútbol Nacional

Delantero de Alajuelense tuvo sensación indescriptible al tocar el balón de nuevo después de grave lesión

A principios de año lo operaron del ligamento cruzado anterior y ruptura de menisco. Su anhelo es estar disponible a mediados del torneo que viene

Andrés Gómez sabe que está a la mitad del camino y no se presiona, pero desde hace semana y media volvió a tener contacto con el balón y está convencido de que lo peor ya pasó.

El delantero fichó con Alajuelense a principios de año, pero una situación cambió su panorama.

Gómez cuenta que cuando llegó a su primer día en la Liga, el grupo lo recibió mejor de lo que imaginaba.

Él pensaba que tenía simplemente un golpe. Ya fue en Alajuelense donde le hicieron los chequeos de rigor y se percataron de que debía someterse a una cirugía de ligamento cruzado anterior y ruptura de menisco.

Aquel diagnóstico fue como un balde de agua fría, pero su anhelo era quedarse en la Liga, hacer la recuperación con el equipo y jugar dentro de unos meses; así que él mismo puso de su parte para que eso ocurriera.

“Pasé como cinco meses sin tocar balón y ya llevo como semana y media de que lo hago y la verdad es que uno se siente agradecido, uno le tiene que agradecer al trabajo de uno siempre, más después de tanto tiempo de no hacer cosas que venía haciendo antes y siempre ser agradecido con el trabajo”, expresó el turrialbeño.

Según el readaptador de Alajuelense, Roberto Venegas, Gómez ha pasado por diferentes procesos, iniciando desde la parte quirúrgica, la recuperación de esa cirugía que estuvo a cargo de Jorge Álvarez en esa fase inicial para ir ganando control motor y activación neuromuscular.

“Ha sido un proceso largo, pero el caso de Andrés es uno de esos que es diferente a lo que estamos acostumbrados, ha tenido resultados bastante positivos y la verdad que estoy muy satisfecho con el progreso que llevamos de momento”, comentó Venegas.

Detalló que esa lesión sufrida por el atacante es una de las más temidas, porque es mucho tiempo fuera y siempre entra esa incertidumbre de si la persona va a poder jugar otra vez.

“De los múltiples casos que he visto de ligamento cruzado anterior, el de Andrés en este momento para mí es el mejor que he visto, el caso de cómo se ha recuperado, de cómo la rodilla no presentó mucha inflamación, no presentó muchos problemas en cuanto a la recuperación de la flexión y la extensión de ella misma”, citó Venegas.

Indicó que para la etapa en la que se encuentra, por lo general los casos no van tan avanzados como el jugador.

“No quiero decir que lo vamos a poner a jugar ya, o a competir, creo que hay que resaltar ese aspecto, pero sí es un caso que va de manera muy buena, muy positiva y tanto él como todo el cuerpo médico estamos muy satisfechos”.

Venegas contó que hace poco decidieron que él lo metería para que poco a poco se incorpore.

“Que se vaya sintiendo con confianza y que se dé cuenta de que lo puede hacer. Ahora, normalmente en esta etapa tal vez no lo vemos en los casos de ligamento cruzado anterior, pero hay que entender que cada caso hay que individualizarlo”.

El readaptador comenta que con Gómez se encuentran a la mitad del camino.

“Todavía queda un proceso largo de adaptación, un proceso de adaptar otra vez el cuerpo a las cargas, al fútbol, pero otra vez, es muy positivo todo lo que vemos. En cuanto a su regreso no voy a decir cuándo, porque sería muy poco profesional de mi parte decir ya va a estar para entonces, porque hay tantas cositas que todavía queremos ver que mejore, pero en cuanto a plazos va por la mitad”, insistió.

Además, explica que lo principal es que la respuesta de la rodilla del jugador en cancha es positiva.

“Obviamente todavía hay un proceso más avanzado que vamos a buscar y que lo va a llevar nuestro compañero Javier Baldi, que es más la especificidad del fútbol, ya entrar en contacto, ya gestos más reales o escenarios más reales al fútbol que eso es lo que falta. De momento lo vamos a mantener dentro de este ambiente un poco más controlado para poco a poco llevarlo a casos más reales”.

Con todo ese panorama, Andrés Gómez sabe que va por buen camino y eso lo ilusiona.

“Desde el principio me dijo que mi recuperación ha avanzado muy rápido, que va muy bien, pero eso no significa que yo vuelva a estar lo antes posible en las canchas. Hay que llevar las cosas con calma, con los protocolos y el cambio de antes a ahora ha sido extremamente positivo, la rodilla ahora está muy bien, estable”, comentó el propio futbolista.

Si desea unirse al canal AlajuelenseLN en Telegram, aquí encontrará el enlace directo.

Fanny Tayver Marín

Graduada en la UIA. Con más de 15 años de experiencia, escribe sobre Alajuelense, ciclismo, ciclo olímpico y más. Entre sus coberturas destacan juegos eliminatorios de la Selección, el Tour de Francia, el Mundial de voleibol en Japón y los Juegos Olímpicos en Río de Janeiro.