Daniel Jiménez.   22 febrero

El tiempo pasa rápido. Wálter Centeno tiene ya cinco partidos dirigidos al frente del Saprissa. Paté vive su anhelado sueño de dirigir al Monstruo y en 19 días al frente sigue invicto: suma cuatro triunfos y un empate.

Su arribo al club ha sido lo más cercano a un renacer en el saprissismo. Centeno dijo no llegar con varita mágica y desde su conferencia de prensa en su presentación sentenció que esperaba tener tiempo para trabajar.

Wálter Centeno vivió con mucha intensidad el juego del pasado martes ante Tigres de México en la Cueva. Foto: Rafael Pacheco

Con un torneo en el que se desarrolla con partidos entre domingo-miércoles-domingo, el tiempo de trabajo en cancha es reducido, por eso Paté se ha enfocado en el análisis de videos para que sus dirigidos cambien el chip y adapten la estrategia de juego que él desea basada en la posesión de la pelota.

Tres ídolos morados y tres glorias manudas comentan cómo se ha visto la S de Paté luego de ganarle a Santos, UCR, Grecia y Tigres de México y tras empatar frente a la Liga.

Comencemos con los criterios manudos:

Wílmer López ha tenido sus experiencias como entrenador interino en la Liga Deportiva Alajuelense. Foto: Rafael Pacheco

Para Wílmer López, los jugadores han captado bien el estilo de juego con Paté al frente del banquillo.

“Sus dirigidos le están entendiendo la idea a pesar de que tuvieron el partido internacional en el que tuvo que variar un poco la idea de juego, pero en el campeonato nacional se nota como que los jugadores le van entendiendo el manejo y la posesión. Necesita su tiempo como cualquier otro entrenador, porque es una idea nueva”, dijo el Pato, excompañero de Centeno en la Selección Nacional.

“Yo siento que todo juega, tener una persona como es Paté es muy importante para los morados, además que está obteniendo buenos resultados. Eso se tiene que reflejar y motivar a todo saprissista. Centeno es uno de los jugadores más importantes en la historia de Saprissa, el equipo se ve bien, tiene que ser halagador para ellos, veo que a Wálter le está yendo bien”. Wílmer López.

Para Pablo Izaguirre, lo principal es que Wálter tiene una idea clara de juego, pero también puede llegar a variarla, tal y como lo hizo en el triunfo frente al poderoso Tigres de México (1-0).

“Lo que ha hecho en Grecia lo transmite al Saprissa y no cambia su discurso de lo que quiere para su equipo. Si lo llevamos al último partido, tuvo que hacer unos ajustes porque estamos hablando de un equipo como Tigres que lo obligó a replegarse, pero el fondo de su estilo no lo cambia. A nivel de Costa Rica eso es lo que quiere, que el equipo tenga un buen juego, no cambia sus palabras”, indicó Izaguirre.

“Cuando llevan a esos puestos a las personas referentes de clubes, hay algo interesante y es que la gente tiene un poquito más de tolerancia. No nos olvidemos que en los equipos grandes, el resultado final va a ser lo que va a mantener a los técnicos, siempre va a ver un resultado final que es ganar”. Pablo Izaguirre.

Otro aspecto interesante que recalcó Pablo Gabas fue que el foco está sobre los jugadores, antes el pararrayos del club era Vladimir Quesada, cuando algún futbolista cometía un error, pero ahora no será así.

"Lo que he visto es que ha intentado apoderar a los jugadores y les ha dado responsabilidades puntuales a cada uno. Hoy el jugador de Saprissa es analizado con lupa, el aficionado criticará más al jugador que al técnico. Con respecto al fútbol, lo que muestra es mucha movilidad, no reventar la pelota, contra Tigres varió un poco, pero los resultados lo favorecieron", citó Gabas.

“Va a ser muy difícil que la afición grite ¡Fuera Paté! va a ser una de las últimas palabras, creo que la última, va a estar más analizado el jugador”. Pablo Gabas.

Veamos ahora los comentarios de los morados:

Wálter Centeno se mostró con mucha seguridad en la conferencia previo al triunfo ante Tigres. Foto: Rafael Pacheco

El volante Benjamín Mayorga conoce de cerca al Paté, pues trabajó como su asistente en Grecia y afirma que observa al Monstruo con un poco más de personalidad con el balón.

“Veo al equipo con más idea, más dinámico a la hora de la marca, con mucho más amplitud, más posesión de la pelota, le falta un poco más de profundidad, le falta ser más agresivo en el último cuarto de cancha. No tengo la menor duda de que el Paté va a mejorar ese sector”, afirmó Mincho.

“Saprissa va a dar frutos, Paté trabaja mucho, sabe poner a un equipo a atacar y a defender, la pasión de él era llegar a Saprissa, no tiene la idea de salir rápido. Wálter ni duerme viendo videos, eso hace de él un apasionado, creo que Saprissa va a mejorar muchísimo”. Benjamín Mayorga.

Una opinión similar tiene el exportero Marco Rojas, porque afirma que si bien tiene más posesión de pelota, hay que llevar más vértigo y cambio de ritmo en el ataque.

"Su estilo es un poco más de la posesión. Le han hecho un mercadeo bastante bueno. Ojalá que siga así. El toque es lo normal del fútbol. No me disgusta el estilo, pero me falta profundidad. Hay que aprovechar los jugadores que se tienen", aseguró Rojas.

“Con Vladimir Quesada se tocaba el balón como 200 veces y Paté quiere 500. Todo está en el sentido de sorpresa. Hay que ver cómo se juega así de tres cuartos de cancha hacia adelante”. Marco Rojas.

Por último, Róger Flores señaló que en su opinión, el plantel tibaseño ha captado la nueva idea del entrenador más rápido de lo esperado.

"Le han entendido la idea muy rápido porque son jugadores que tienen un recorrido importante, pero cinco partidos son pocos. Yo veo que va bien, ellos están haciendo incondicionalmente lo que él (Centeno) dice. Van por buen camino con la fórmula que quieren hacer", concluyó Flores.

“El poco tiempo para trabajar es un factor a tomar en cuenta. Ya vendrá más tiempo con alguna semana en la que no jueguen miércoles. Ha tenido muchos partidos, tiene que ir a la pizarra y a los videos para ganar tiempo y hace énfasis en lo que le gusta a él. El equipo se vio un poco diferente contra Tigres porque Wálter no está acostumbrado a replegarse, por lo que usó otra estrategia y le salió”. Róger Flores