Esteban Valverde. 6 junio
Mauricio Montero llegó a felicitar a Marcel Hernández después de la segunda anotación del cubano ante Limón. Fotografía: Prensa Cartaginés
Mauricio Montero llegó a felicitar a Marcel Hernández después de la segunda anotación del cubano ante Limón. Fotografía: Prensa Cartaginés

Cartaginés llegará a la última jornada de la fase regular del Clausura 2020 dependiendo de sí mismo para continuar con vida. Los brumosos salieron vivos del duelo ante Limón FC en el que enfrentaron no solo a un aguerrido rival, sino también condiciones climáticas complejas.

La victoria 2 a 1 fue merecida, porque los dirigidos por Hernán Medford entendieron que desde los primeros 60 segundos se jugaban una final. Con solo un minuto de duelo, un tiro libre de José Sossa rebotado por Dexter Lewis hizo que el balón le quedara a Marcel Hernández para el 1 a 0.

Con solo cinco minutos, el cubano que continúa encendido aprovechó una gran jugada colectiva de los de la Vieja Metrópoli para concretar su segunda celebración de la jornada y llegar a 14 festejos.

El partido tenía tintes de goleada a favor del cuadro visitante; no obstante, después de esa celebración, Limón FC despertó.

El equipo caribeño que ya salvó la categoría y no tiene opción de clasificar, tampoco quería quedar como un rival sin poder de decisión, por lo que complicó y peleó hasta el final.

Cartago, después de esos cinco minutos, apostó por cuidar su ventaja, más allá de querer acrecentarla; la iniciativa empezó a ser de los caribeños.

Un cambio, previo al final del primer tiempo, en el que Luis Fallas incluyó a Jesús Chaves, le dio otra dinámica a los verdiblancos.

Precisamente, Chaves fue el encargado en el 46′ de conseguir el descuento luego de una gran acción individual de Yuaycell Wright; el atacante se quitó dos marcas, centró de forma rastrera y Jesús de taquito puso el balón a besar la red.

El segundo tiempo tuvo de todo, el cuadro de Limón se dejó por completo la pelota, insistió y puso a sudar de más al adversario.

Un aguacero con viento provocó condiciones de encuentro difíciles, al punto que en el minuto 85 se suspendió el cotejo por un fallo en la iluminación.

Los últimos cinco minutos fueron de Limón, escuadra que insistió pero se topó de frente con una buena defensiva brumosa.

Darryl Parker dio seguridad, cuando un tiro libre del limonense Jorkaeef Azofeifa casi le juega una mala pasada. El remate salió en el sector derecho del área, la pelota cerró e hizo retroceder dos pasos a Parker, portero que apenas pudo desviar cuando el esférico se colaba.

Cartaginés sacó una victoria que le permite depender de sí mismo en su lucha por un cupo en la fase final. Los blanquiazules, junto a Guadalupe, son los únicos contendientes que pueden alcanzar 37 puntos, porque Jicaral si gana sus dos duelos a lo más que llegará es a 36.

“Fue muy complicado, se vino un baldazo, pero pudimos sacar los tres puntos que eran importantísimos. Sabíamos que esto depende de nosotros, en este torneo vamos con todo porque tenemos eso que la decisión está en nuestro juego. Nos queda una gran final, por lo que hay que recuperarnos y esperar ese partido ante Guadalupe”, manifestó Rónald Mauricio Montero, capitán brumoso, en FuTV.

Para el contención también es importante el momento que vive el delantero cubano de su plantel, por lo que espera que continúe en romance con el gol para la última fecha.

La gran final del cuadro de Medford es en la última jornada ante Guadalupe, de momento ven la clasificación de frente; el reto es atraparla y que no se les escape de forma increíble, como ya tienen acostumbrada a su afición en los últimos certámenes.