Cristian Brenes. 21 septiembre

Cartaginés no tiene otra opción, jugar en el Fello Meza en horario nocturno está prácticamente descartado para lo que resta del 2020 y deberá acoplarse a disputar sus compromisos a las 11 a. m. o a las 3 p. m. La razón: su iluminación está obsoleta y hacer una inversión en la instalación actual sería un remedio insuficiente.

El presidente brumoso, Leonardo Vargas, señaló que hicieron el análisis del problema y especialistas le recomendaron cambiar por completo el sistema del Fello. Los expertos expusieron que se podría efectuar una reparación momentánea, pero en un lapso corto volverá a dar problemas, porque hay una serie de fallas en diferentes áreas.

“La iluminación se volvió obsoleta y por eso no se va a jugar de noche. Reparar esto tiene un costo muy importante y puede ser que si se realice no dure mucho y al poco tiempo se deba hacer otra reparación. Tengo un poco de conocimiento en la rama de la construcción y creo que en este momento es mejor esperar un poco y buscarle una solución definitiva al problema, para que nos dure unos 12 o 15 años. De lo contrario, es plata que se puede perder en la premura y que no se recuperan”, dijo Vargas.

Cartaginés disputó su último partido como local en el Torneo de Apertura 2020 a las 3 p. m. Los brumosos igualaron 2 a 2 con Jicaral. Fotografía: Rafael Pacheco
Cartaginés disputó su último partido como local en el Torneo de Apertura 2020 a las 3 p. m. Los brumosos igualaron 2 a 2 con Jicaral. Fotografía: Rafael Pacheco

El conjunto de la Vieja Metrópoli se vio obligado a jugar contra Jicaral a las 3 p. m., el miércoles anterior, y aunque preferirían hacerlo de noche, por el momento está descartado para este año.

El dirigente explicó que hace unos meses compraron un transformador para una de las torres, ya que el anterior explotó. Sin embargo, los restantes tres presentan inconvenientes y adquirirlos significaría una inversión muy fuerte que no les generaría nada. Esto porque si dan el paso a una nueva tecnología en el 2021, lo anterior no se utilizaría.

“Cambiamos un transformador el año anterior y hay que hacer lo mismo con los otros tres, pero si pasamos a una nueva tecnología, ya no sería necesario cambiarlos. Sería un ahorro y todo suma. La iluminación está obsoleta y arreglarla tiene un valor que ronda el 25% de hacerla nueva. Ya se le venció la vida útil a esta instalación eléctrica y hay que cambiarla y mejorarla por completo", añadió el jerarca.

Vargas recalcó que la estructura de las torres actuales se encuentra en buen estado y por ende, no modificarán nada en este aspecto. Lo principal es el tema de la instalación eléctrica y colocar luces acordes a las exigencias actuales, para garantizar una vida útil más larga.

Más allá de las deudas importantes que arrastra el club, el dueño de la institución adelantó que ya están resolviendo el tema y para el próximo torneo estarían estrenando la iluminación. Así mismo, pretende hacer otras mejoras al Fello Meza.

“Es una inversión alta, pero la vamos a hacer de acuerdo a lo que es el Cartaginés y al futuro que queremos para el club. Le he dedicado tiempo, mis hijos son ingenieros y me ayudan mucho en esto. Nos precisa, pero no queremos que esto nos marque para tomar una mala decisión. El costo es importante, pero hay gente que nos apoya en lo económico y creemos que lo harán en esto. El otro año vamos a hacer algunas mejoras en la infraestructura del estadio. Eso sí, no puedo dejar de ver por el retrovisor la deuda que tengo atrás”, finalizó.