Antonio Alfaro, Daniel Jiménez.   12 diciembre, 2019

Saprissa puso sobre la mesa carmelita $50.000 y el 25% de una posible venta de Suhander Zúñiga al exterior, pero el monto —nada despreciable en el fútbol nacional según agentes consultados—, se quedó corto con lo ofrecido por Herediano.

Suhander Zúñiga tuvo algunas destacadas actuaciones, si bien solo logró jugar en el 46% de los minutos disputados por Saprissa, considera el torneo nacional y la Liga Concacaf. Fotografía José Cordero

El caso atiza el debate sobre la chequera de los clubes. Mientras el presidente morado Juan Carlos Rojas advierte que “la inflación salarial se ha salido de control” en el fútbol nacional, a un nivel “preocupante” y “peligroso”, en Herediano, Jafet Soto, expresa no estar de acuerdo con el jerarca morado y asegura que la ventaja rojiamarilla no es el dinero sino la “capacidad de negociación”.

Aunque el cuadro florense aún no anuncia la llegada del volante, en Carmelita admiten haber llegado a un acuerdo definitivo con el Team. “Suhander renovó con Carmelita y se fue a préstamo a Herediano”, reconoce el gerente verdolaga Edgar Artavia, ante consulta de este diario.

La Nación constató con varias fuentes los $50.000 que el cuadro morado ofreció a los carmelos, un monto que Artavia se rehusa a confimar o desmentir, aunque admite que los rojiamarillos superaron con creces la oferta morada. “Ofrecieron algo mucho mejor”, señala el dirigente.

El futbolista también fue tajante en que tenía una mejor oferta salarial, según Saprissa, donde aseguran haberle hecho una propuesta de aumento considerándolo un jugador de proyección, más allá de que solo jugó el 46% de los minutos disputados por el equipo, incluyendo torneo nacional y la Liga Concacaf (1.330 de 2.880).

Además del monto por el préstamo, Herediano habría dejado sin opción al cuadro morado “en varios puntos", según Artavia. Entre ellos, "porcentajes de venta o segundas ventas” del volante.

Saprissa habría ofrecido el 25% de un futuro traspaso, porcentaje que ronda lo normal en fútbol tico —entre 20% y 30%—, según confirmamos con agentes de jugadores, si bien pueden encontrarse casos que han llegado al 50%, como una especie de compensación cuando el monto determinado por el préstamo es menor a lo que pretendía el club dueño del jugador.

En el paso de Suhander a Herediano también se habló de “un porcentaje del Mundial” para Carmelita, la compensación que otorga FIFA a los clubes con jugadores en la Copa del Mundo, en caso de una potencial participación tica en Qatar 2022 con Suhander entre los seleccionados.

“La propuesta de Saprissa no fue suficiente para la directiva del Carmen y sí la de Herediano", enfatiza Artavia.

Aunque hay quienes piensan no hay forma de competirle a Herediano en un duelo por fichajes, Jafet Soto asegura que las demás directivas no tienen nada que temer, pues su secreto, insiste, son las condiciones de negociación. "No como dice un dirigente de que hay ‘inflación’ en el fútbol”. El gerente asegura entender que un club como Carmelita también necesita ganar.

Consultado por este medio, el presidente de Saprissa, Juan Carlos Rojas, insistió en que no fue poco lo ofrecido por Suhander Zúñiga, pese a negarse a precisar la cifra.

“A Suhander le hicimos una muy buena oferta, le subimos el salario bastante, y a Carmelita le dimos una oferta de compra nada despreciable. Y ambos nos dijeron que “no”, por qué tenían una mucho mejor oferta”, expresa Rojas, para añadir de inmediato que llegaron a un punto en el que no estaban dispuestos a ofrecer “un centavo más”.

No significa, según aclara, que Saprissa vaya a quedarse sin fichajes. De momento a Tibás no ha llegado ninguno, aunque como adelantó La Nación, ya tiene un acuerdo de palabra con el delantero Ariel Rodríguez y está cerca de lograrlo con el contención David Guzmán.

Rojas se niega a dar nombres hasta no tenerlos firmados, pero asegura que presentarán un plantel tan o más competitivo que en el pasado torneo, sin caer en el pago de fichajes que no corresponden a la realidad de los equipos ticos. Incluso sugirió en sus redes sociales que todos los clubes hagan público el monto de sus planillas para dejar a la vista la verdad.

“Que hable con nombres y apellidos —expresó al respecto Jafet Soto, en conferencia de prensa—. Si habla de mí, yo saldré a hablar. Andar así es parte de dejar las cosas a medias. ¿Por qué no habla? Aquí tenemos que aprender a decir las cosas. ¿Cuál es el problema? Salga y diga, pero de frente. El uso de redes sociales es impersonal”.

Colaboró el redactor Steven Oviedo.