Por: Fiorella Masís.   3 enero

El técnico del Real Madrid, Zinedine Zidane, evitó referirse a la opción de nuevos fichajes, pero dejó la ventana abierta, al señalar que hasta el 31 enero —cuando cierra el periodo—, "todo puede ocurrir".

Zidane juega con el balón durante el entrenamiento del Real Madrid, este viernes en Valdebebas Sport City, en Madrid.
Zidane juega con el balón durante el entrenamiento del Real Madrid, este viernes en Valdebebas Sport City, en Madrid.

Las interrogantes hacia el entrenador merengue se dan, sobre todo, ante la posible llegada del arquero Kepa Azrrizabalaga, a quien la prensa española ya coloca en el Madrid.

Eso traería más competencia al costarricense Keylor Navas, quien actualmente es el titular.

Arrizabalaga, es ficha del Athletic Club, al que el Real debería pagarle 25 millones de euros, si es que se confirma la contratación.

Zidane no quiso opinar sobre el joven guardameta y recalcó estar satisfecho con su planilla.

“No me gusta hablar de los jugadores que no son míos. No es jugador del Madrid y yo pienso en mis jugadores y en mis porteros. Es lo único que puedo contestar”, afirmó.

Pese a ello, el francés no cierra la puerta a que su equipo haga nuevos fichajes, pues todavía tiene todo el mes de enero.

“Tenemos la posibilidad de fichar hasta el 31 de enero y todo puede ocurrir. Lo que comento es que estoy muy satisfecho con la plantilla. Es verdad que puede pasar de todo. Yo he creado esta plantilla y asumo mis selecciones, todo lo que hice. No voy a echar la culpa a lo que sea si no cambian las cosas como ha pasado en algunos partidos. Seguimos vivos en las tres competiciones y lo digo con fuerza y determinación. En junio ya veremos lo que pasa”.

Al ser consultado si tenía algún deseo para el año que recién inicia, el estratega quiso cerrar el tema, dejando claro que está satisfecho con sus jugadores.

“Salud para todos. Nada más. Nada de portero o delantero… Nada. Estoy contento con mi plantilla y voy a pelear con ellos hasta el final”, añadió.

La prensa también evoca la posibilidad de que el conjunto blanco refuerce su línea de ataque, ante la lesión del delantero francés Karim Benzema, criticado por sus últimas actuaciones.

"Tengo fe en mi plantilla, es verdad que después de la derrota duele. El Madrid nunca se rinde, tenemos estamos vivos en las tres competiciones".

Suenan con fuerza los nombres del alemán Timo Werner (RB Leipzig) y del argentino Mauro Icardi (Inter Milán).