AFP . 6 febrero
Andoni Gorosabel lucha por el balón con Vinicius Junior durante el juego del Real Madrid CF contra la Real Sociedad. FOTO: JAVIER SORIANO / AFP.
Andoni Gorosabel lucha por el balón con Vinicius Junior durante el juego del Real Madrid CF contra la Real Sociedad. FOTO: JAVIER SORIANO / AFP.

La Real Sociedad se metió este jueves en semifinales de la Copa del Rey al vencer 4-3 al Real Madrid, con doblete de Alexander Isak, en los cuartos de final, disputados a partido único.

Para los donostiarras el joven noruego Martin Odegaard abrió el marcador, Isak hizo de volea el 2-0 y repitió con un gol por la escuadra, antes de que Marcelo redujera para el Real Madrid (3-1).

Mikel Merino marcó el 4-1 para la Real Sociedad, Rodrygo anotó el 4-2 y Nacho puso el 4-3 definitivo.

El triunfo de la Real Sociedad, que acabó con diez por la expulsión de Gorosabel, corta una racha de ocho victorias consecutivas del Real Madrid y mantiene la maldición de Zinedine Zidane con la Copa del Rey.

"La sensación es mala porque perdemos el partido en nuestra casa, pero lo hemos intentado hasta el final", dijo el técnico merengue Zinedine Zidane en rueda de prensa tras el encuentro.

La Copa del Rey es el único que le falta al entrenador francés, que no lo ha ganado ni como jugador ni como entrenador, pese a que este jueves su equipo luchó hasta el último minuto.

Los merengues volvieron a recibir cuatro goles en el Bernabéu en un partido de Copa 32 años después que la misma Real Sociedad ganara por 4-0 en 1988.

El equipo blanco salió al césped de su estadio con varias bajas y ganas de manejar el balón, pero se encontrón con una Real Sociedad, que presionaba arriba y tampoco renunció a tener el esférico.

Tras 20 minutos de mucha igualdad, el partido cambió cuando Odegaard, cedido por el Real Madrid en el equipo vasco, recogió un rechace del portero Areola a disparo de Isak, para soltar un tiro desde el balcón del área que se coló en la portería local.

En lugar de hundirse, el tanto motivo al Real Madrid que empezó a llegar más a la portería de Alejandro Remiro, que multiplicó sus intervenciones para acabar siendo uno de los baluartes de su equipo.

El colombiano James Rodríguez fue el primero en probar a Remiro con un disparo raso ajustado al palo, Federico Valverde volvió a ponerlo a prueba con tiro desde la frontal y Marcelo prácticamente en boca de gol volvió a encontrarse con el meta de la Real.

Tras el descanso, el Real Madrid salió más intenso en busca de la portería contraria, pero la Real aprovechó pronto el espacio concedido atrás por los merengues.

Ander Barrenetxea, que había salido al descanso por Januzaj, llegó hasta la línea de fondo para poner un balón atrás que Isak remató de volea para hacer el 2-0 y apenas dos minutos después repetía metiendo un balón por la escuadra de Areola.

El equipo blanco no bajó los brazos y se lanzó a buscar la portería de una Real Sociedad que dio un paso atrás para cerrarse.

El ataque blanco dio su fruto cuando Marcelo recibió un balón en el área para acortar distancias con un tiro por el palo corto.

Empezaron entonces los mejores momentos del Real Madrid que acosó a una Real Sociedad desorientada, hasta que Mikel Merino remató un pase desde la derecha de Isak para hacer el 4-1.

Con el 4-1 en el marcador, la Real Sociedad renunció definitivamente a jugar para cerrarse atrás y aguantar las acometidas del Real Madrid, que rozó la remontada.

Vinicius, al que poco antes se le había anulado un gol, pasó a Rodrygo para hacer el 4-2 y en el descuento Nacho marcó el definitivo 4-3 con el que acabó el partido.