Por: Agencia AFP.   17 mayo
Neymar controla un balón durante el juego por las eliminatorias de la Conmebol, frente a Uruguay. El astro brasileño está haciendo su regreso a las canchas después de la lesión que sufrió frente al Marsella, el 25 de febrero pasado. (AP Photo/Matilde Campodonico)
Neymar controla un balón durante el juego por las eliminatorias de la Conmebol, frente a Uruguay. El astro brasileño está haciendo su regreso a las canchas después de la lesión que sufrió frente al Marsella, el 25 de febrero pasado. (AP Photo/Matilde Campodonico)

El atacante brasileño Neymar afirmó el miércoles en una entrevista con un canal de YouTube que tuvo buenas sensaciones en su regreso a los entrenamientos esta semana, dos meses y medio después de su lesión en el pie derecho.

“Comencé a entrenarme con balón, a realizar pases (...) Me sentí bien, satisfecho”, declaró el jugador de París St. Germain, de 26 años, en entrevista via Facebook con Desimpedidos, programa en línea que mezcla humor con fútbol, creado entre otros por el exfutbolista brasileño Kaká.

“Está claro que tuve un poco de aprehensión, pero la fui perdiendo poco o poco”, respondió el astro brasileño a una pregunta hecha por los internautas.

Entrevista ao vivo com Neymar

É hoje molecada!!! A live de Gillette com o menino Neymar Jr. Daqui a pouco ele vai estar aqui pra responder as perguntas que vcs fizeram sobre a preparação para o mundial. É só colar!

Posted by desimpedidos on Wednesday, May 16, 2018

Neymar se lesionó el quinto metatarsio del pie derecho el 25 de febrero en duelo de la liga francesa contra el Marsella.

El crack decidió entonces operarse en Brasil a principios de marzo, poniéndole un final prematuro a su polémica primera temporada en el PSG.

Neymar volvió a los entrenamientos el domingo con el club de París y lidera la lista de Brasil para el Mundial de Rusia 2018, que se disputará del 14 de junio al 15 de julio.

El astro subrayó que el hecho de “jugar esta Copa del Mundo tras una lesión” es “el mayor desafío” de su carrera.

El jugador más caro de la historia del fútbol, comprado en 222 millones de euros por el París St. Germain al Barcelona el pasado verano boreal, reconoció que en el momento en que sufrió la lesión tuvo “miedo de no poder recuperarme a tiempo” para el Mundial de Rusia, pese a que se sintió “más tranquilo” después de los primeros exámenes a los que fue sometido.