Agencia AFP. 13 julio

El delantero de la selección francesa Kylian Mbappé está en la cúspide del fútbol mundial con tal solo 19 años. El futbolista es protagonista de primera fila en el éxito de Francia en Rusia.

Es una de las caras más visibles de Les Bleus. Tiene como característica principal su velocidad. Eso sí, es un jugador que sabe definir con ambos pies y es bien dotado técnicamente.

Kylian Mbappe marcó dos goles frente a la selección de Argentina. (AP Photo/David Vincent)
Kylian Mbappe marcó dos goles frente a la selección de Argentina. (AP Photo/David Vincent)

Los reflectores de los amantes del fútbol están centrados en lo que pueda hacer la joven figura para graduarse de su primer Mundial.

"Es el sueño de toda una vida. No tengo palabras, es extraordinario. Incluso ni en mis mejores sueños lo imaginé. Soy un gran soñador, nunca había imaginado esto", comentó el futbolista del PSG de Francia.

Pese a su juventud, Mbappé mantiene los pies en la tierra: "Nos queda una etapa (hasta el título), aunque ya podemos estar orgullosos de lo que hemos hecho".

Mbappé demostró no tener techo. Se sabe que ya ha logrado cosas grandes con su selección, pero la gran pregunta es: ¿hasta dónde llegará?

El estratega francés Didier Deschamps sabe que el secreto es no conformarse con nada de lo que haya conquistado hasta este momento.

(Video) Nación Mundialista: ¿Cuáles son las figuras de la final de Rusia 2018?

"Mbappé puede estar orgulloso de lo que ha hecho, pero no se va a conformar con eso, no le permitiría que se conformara", indicó el seleccionador.

Deschamps dijo al programa Téléfoot que pone especial cuidado en que Mbappé no se nuble por la lluvia de elogios que ha recibido.

"Su papá y su mamá lo saben bien. Es normal, es fabuloso lo que viven todos los jugadores de Francia. Evidentemente, Kylian tiene apenas 19 años, aunque no le gusta que se hable de su edad, pero puede estar orgulloso de lo que ha conseguido", apuntó.

Deschamps siguió dedicando buenas palabras a la joven perla del París Saint-Germain y explicó un incidente del partido de cuartos ante Uruguay (2-0), cuando pareció enfadarse airadamente con Mbappé tras haber sido amonestado.

“Es alguien que merece toda la admiración por lo que ha hecho. Pero cuando hace algo que no me gusta... Como he dicho, es alguien que escucha. Luego, durante un partido, la cosa puede calentarse. No quería, sobre todo, perderle en ese momento para el partido (de semifinales) que nos esperaba”, explicó.

Este domingo, Mbappé podría no solo coronarse sino también consagrarse en el fútbol mundial, todo eso con tan solo 19 años.