Agencia AFP. 25 agosto

Madrid (AFP). El VAR (videoarbitraje) es la gran novedad en la Liga española 2018-2019 y este sábado salió al rescate del Barcelona, en el último suspiro de su compromiso. Los catalanes sufrieron de más para salir con los tres puntos en su visita al Valladolid, al que vencieron 1-0.

Los dirigidos por Ernesto Valverde disfrutaron por primera vez de las ventajas de contar con la tecnología en el fútbol y mantuvieron a salvo su victoria, luego de que en el minuto 90+2’ el central rectificara su decisión de dar por válido un tanto de los locales en posición adelantada.

Ousmane Dembelé marcó el gol del gane para el Barcelona ante el Valladolid, en la fecha dos de la Liga de España 2018-2019. Fotografía: AFP.
Ousmane Dembelé marcó el gol del gane para el Barcelona ante el Valladolid, en la fecha dos de la Liga de España 2018-2019. Fotografía: AFP.

Los dueños de casa vibraron con la anotación de cabeza de Rubén Alcaraz. La historia parecía un cuento de hadas para los recién ascendidos, quienes le arrebataban un empate al actual campeón ibérico. Sin embargo, la felicidad duró muy poco y unos segundos después de la algarabía el silbatero recibió la orden de la cabina de video de sancionar el fuera de juego.

“Está claro que corta un poco el juego y corta las celebraciones pero es lo más justo posible. Si era fuera de juego, era fuera de juego. Son puntos importantes para nosotros. Se pueden perder ligas aquí y era mejor ganar”, comentó el volante Sergio Busquets sobre la tecnología.

Pese a jugar contra un equipo que regresó esta temporada a la máxima categoría, los blaugranas tuvieron muchos problemas, en gran parte también por el pésimo estado del césped del Estadio José Zorrilla.

El meta alemán Marc-André Ter Stegen salvó a sus compañeros de encajar el primer gol, atajando un disparo del turco Enes Ünal que tenía sello de gol. Los visitantes reaccionaron y contaron con ocasiones de Luis Suárez y Philippe Coutinho, no obstante en ambas el arquero Jordi Masip apareció para mantener a salvo su portería.

Poco antes de la hora de partido llegó el único tanto del compromiso: Sergi Roberto salvó con la cabeza un balón que parecía que se perdía por la línea de fondo y cedió la pelota a Ousmane Dembelé, quien conectó una media volea para batir a Masip en el 57’.

Gracias a este triunfo, el Barcelona acumula seis puntos en dos jornadas y lidera el campeonato, a la espera de lo que hagan el domingo el resto de equipos que lograron ganar en el debut, entre ellos el Real Madrid, que viajará a Girona.

También este sábado, el Atlético de Madrid superó 1-0 al Rayo Vallecano, gracias a una solitaria anotación de Antoine Griezmann. Con esto se colocaron terceros en la clasificación provisional.

Pese a jugar en su estadio, lo que sirvió para que los tres jugadores franceses del Atlético (Griezmann, Lucas Hernández y Thomas Lemar) ofrecieran la Copa del Mundo a la afición rojiblanca, los colchoneros no jugaron bien y apenas cumplieron gracias a las paradas de su arquero Jan Oblak.

El Rayo tuvo ocasiones para marcar, pero el que acabó abriendo el marcador fue Griezmann, desviando un remate de cabeza de Stefan Savic a la salida de un córner (63’).