Agencias y Redacción. 24 junio
Sergio Ramos consiguió el segundo gol del Real Madrid. Fotografía: AFP. En la imagen pelea la pelota con el arquero Manolo Reina. Fotografía: AFP.
Sergio Ramos consiguió el segundo gol del Real Madrid. Fotografía: AFP. En la imagen pelea la pelota con el arquero Manolo Reina. Fotografía: AFP.

El Real Madrid ganó 2-0 en su campo al Mallorca, este miércoles en la 31ª jornada de La Liga para recuperar el liderato del campeonato, que le había arrebatado provisionalmente al Barcelona el martes tras vencer 1-0 al Athletic de Bilbao.

El joven brasileño Vinicius abrió el marcador (19′) y Sergio Ramos marcó de libre directo el 2-0 (56′), que devuelve al Real Madrid a lo alto de tabla, empatado a puntos con el Barça, pero con mejor diferencia de goles en sus duelos particulares.

El partido se vio marcado por la entrada en el minuto 83′ del joven mediapunta del Mallorca Luka Romero, quien con 15 años y 219 días se convirtió en el jugador más joven en debutar en el campeonato español, superando el récord que tenía el jugador del Celta Sansón desde 1939.

El joven Luka no tuvo el premio de la victoria en su estreno contra el equipo blanco, que sigue contando por victorias sus cuatro partidos desde el reinicio de La Liga el 11 de junio, pero sufrió por momentos este miércoles ante un Mallorca que se está jugando el descenso a segunda división.

Guiado por el japonés Takefusa Kubo, cedido por el Real Madrid al Mallorca, el equipo balear dificultó el juego de los locales, mientras por la banda aparecía Lago Junior para poner en dificultades a Dani Carvajal.

Vinicius marca el camino

El equipo merengue, que había avisado con un tiro de Karim Benzema a bocajarro tapado por el portero Manolo Reina (7′), tuvo que esperar al 19′ para que llegara el gol.

Vinicius, uno de los hombres más desequilibrantes este miércoles, recibió un pase filtrado en el área para definir casi sin ángulo.

El gol vino precedido por una posible falta de Dani Carvajal, pero el video arbitraje validó el tanto, lo que augura que siga la polémica arbitral que ha tenido como centro al Real Madrid en los últimos días.

Vinicius volvió a tener una ocasión de oro en otra internada, aunque su globo por encima del portero se estrelló en el larguero (24′).

El gol dio tranquilidad al equipo blanco, en el que la conexión Eden Hazard-Benzema-Vinicius, generaba peligro cada vez que se acercaba al área.

El Mallorca no bajó los brazos con Kubo desfondándose en el área, tratando de buscar los puntos débiles en la defensa merengue.

Tras el descanso, el equipo balear salió intenso, presionando la salida del Real Madrid.

Nada más reanudarse el juego, el serbio Aleksander Sedlar conectó un cabezazo que detuvo Thibaut Courtois (46′), pero diez minutos después, el Real Madrid sentenció el encuentro.

Ramos remata

Una falta en la frontal del área por mano de Antonio Raíllo, la botó Sergio Ramos poniendo el balón en la escuadra lejos del alcance de Reina para marcar el 2-0 (56′).

El tanto fue la puntilla para un Mallorca, que intentó no perderle la cara al partido.

Con el marcador a favor, Zinedine Zidane decidió dar más control del encuentro a su equipo con la entrada de Toni Kroos por Eden Hazard (62′).

El técnico francés quitaba pólvora para poner pausa y control al juego de su equipo.

En el último cuarto de hora de partido, el Real Madrid se limitó a gestionar el juego sin renunciar a tratar de sorprender por velocidad hasta llegar al final del encuentro.

La victoria devuelve al Real Madrid a lo alto de la tabla, mientras mantiene al Mallorca marcando los puestos de descenso a segunda división.

En otro partido del día, el Celta (16º) ganó 1-0 en el campo de la Real Sociedad (7º) con un tanto de Iago de Aspas de penal, para seguir alejándose del descenso, mientras el equipo vasco ve alejarse la zona Champions.

En el tercer encuentro, el Osasuna (11º) ganó 1-0 al Alavés (13º), en un pulso igualado, en el que los navarros impusieron su eficacia con un tanto de Antonio Latorre ‘Lato’ (64).