Agencia AP. 27 abril

Buenos Aires (AP) — El fútbol argentino dio por terminada la temporada 2019-2020 y no habrá descensos de categoría, al menos hasta 2022, como reacción al escenario de incertidumbre que plantea la pandemia del nuevo coronavirus.

"Esta es una crisis mundial que necesita que todos aportemos algo, quizás las medidas tengan antipatía en algunos, pero hay que tomarlas”, dijo este lunes Claudio Tapia, el presidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), en una entrevista con la cadena TNT Sports.

El dirigente detalló que “no habrá descensos en la temporada 19-20 ni en la 20-21, pero continuarán los promedios”.

Respecto a los clasificados para la Copa Libertadores y la Sudamericana, Tapia indicó que definirán por la tabla general de posiciones hasta el momento de la suspensión del fútbol.

Boca Juniors fue el último equipo en ganar la Superliga de Argentina. Fotografía: EITAN ABRAMOVICH / AFP.
Boca Juniors fue el último equipo en ganar la Superliga de Argentina. Fotografía: EITAN ABRAMOVICH / AFP.

El certamen se frenó el pasado 15 de marzo y apenas se jugó una jornada de la Copa SuperLiga. Sobre la determinación, el directivo enfatizó que lo que viene será aún más complejo para el fútbol.

“En el fútbol la recuperación económica va a ser lenta y las dirigencias vamos a tener que buscar medidas para generar nuevos recursos y salir de la crisis”.

Los cuatro equipos que pasan a la Libertadores serán: Boca Juniors, actual campeón, River, Racing y Argentinos Juniors.

Mientras que las seis plazas de Sudamericana serán para ​Vélez, San Lorenzo, Newell’s, Talleres, Defensa y Lanús.

Tapia finalizó sus declaraciones a TNT Sports señalando que volverán a jugar cuando las autoridades lo señalen.

“Necesitamos que la industria del fútbol argentino empiece a funcionar porque vamos a vivir una crisis mundial, pero ante esto primero la vida de cada uno. La idea es volver a jugar, pero con la máxima seguridad, si tenemos que jugar en enero, lo haremos”, dijo.