Por: Pablo Guzmán Stein.   26 diciembre, 2017

Durante más de una década, la Universidad de Ciencias Médicas (Ucimed) levantó la voz sobre un problema crítico para la salud pública de nuestro país y, como universidad privada, defendió el derecho de formar médicos especialistas.

22/11/2017. Hospital Mexico. Oracio Arias Segura (camisa azul) es uno de los pacientes mas recientes, que se le remueve cancer gastrico con laparoscopia. Los doctores que realizaron la operacion Eduardo Trujillo (en la foto) y Jose Murrillo. foto jeffrey zamora
22/11/2017. Hospital Mexico. Oracio Arias Segura (camisa azul) es uno de los pacientes mas recientes, que se le remueve cancer gastrico con laparoscopia. Los doctores que realizaron la operacion Eduardo Trujillo (en la foto) y Jose Murrillo. foto jeffrey zamora

Miles de asegurados son los más interesados en que se plantearan alternativas, pues son quienes se han visto seriamente afectados por las largas listas de espera en clínicas y hospitales.

Esta crisis genera que muchos pacientes deban esperar meses, y hasta años, para ser atendidos por un médico especialista y sanar algún padecimiento que les aqueja.

Afortunadamente, el llamado, que como entidad académica hemos hecho durante tantos años, fue escuchado y hoy la Ucimed podrá ayudar a aminorar esta problemática de nuestro sistema de salud.

Convenio. El viernes 8 de diciembre la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) firmó un convenio que autoriza a la Ucimed a formar médicos especialistas en diferentes áreas, y a través de las instalaciones de la Caja, algo que anteriormente solo lo efectuaba la Universidad de Costa Rica.

El 13 de mayo del 2015, la Sala Constitucional falló a favor de la Ucimed, y obligó a la CCSS a firmar acuerdos con las universidades privadas que se encuentren en capacidad de ofrecer un posgrado en la carrera de Medicina, para lo cual otorgó un plazo de seis meses. Sin embargo, no es hasta ahora que existe voluntad de las autoridades del Seguro Social para la firma del convenio.

Con este acuerdo, se incrementará la cantidad de especialistas que necesita el país y se acaba con una discriminación que afectaba a las universidades privadas.

Se trata de un logro histórico para la salud pública y la educación superior de Costa Rica, pues es la primera universidad privada que terminará con unmonopolio que ha existido por años.

Las autoridades pertinentes tienen claro que tenemos la capacidad de formar especialistas bajo estrictos estándares de calidad. Sabemos que tenemos una gran responsabilidad, y más claro es para nosotros que de la formación académica que les demos a nuestros profesionales dependerá la buena atención que brinden a sus pacientes.

De manera inmediata, empezaremos a hacer las gestiones ante el Conesup para incluir las especialidades de Anestesiología, Medicina familiar, Ortopedia, Ginecología y otras más, cuyo plan de estudios está en elaboración.

El autor es rector de la Universidad de Ciencias Médicas (Ucimed).