17 abril

La información reproducida por este medio de comunicación el 10 de abril, bajo el título “Médicos de Arias aseguran que él no estaba en condición de salud para cometer abuso contra doctora”, agrava grosera e injustificadamente mi condición de víctima y ofendida en el proceso que se encuentra en etapa preparatoria o investigación en la Fiscalía de Género del Primer Circuito Judicial de San José.

Resulta una reducción al absurdo que el denunciado considere su inocencia conforme a criterios de sus médicos privados y no de médicos judiciales forenses. Óscar Arias Sánchez olvida que sus doctores fueron recibidos en condición de testigos, no de peritos forenses.

El denunciado, en mi perjuicio, manifestó también que a mí se “me olvidó o ignoraba” su condición médica, cuando lo cierto del caso es que a quien se “le olvidó o ignoraba” dicha condición fue a él cuando sufrí el ataque sexual de su parte.

Asimismo, parece que olvidó sus padecimientos de acuerdo con las actividades familiares y sociales que fueron publicadas por él mismo u otros medios de comunicación en las redes sociales, actividades que realizó por las mismas fechas de su supuesta convalecencia.

Alexandra E. Arce von Herold, cédula 112070870