Columnistas

¿Una sociedad disfuncional?

Como decía Rodolfo Cerdas: ‘Cuando la gente ya no cree en nada, puede creer en cualquier cosa’, y eso es muy peligroso.

Una alarma recorre el mundo: la del populismo fascista. Ya ha sonado en varios países porque en ellos se ha instalado. En otros, Costa Rica incluida, escuchamos alertas tempranas, vienen del norte cercano y lejano, del sur, de Asia, de Europa y hasta del Pacífico oriental. Tenemos algo de tiempo, pero la coyuntura interna no ayuda para alejarlo como peligro actual y verdadero.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.