Columnistas

Tecnología 5G

Rodrigo Chaves no debe permitir que el ICE le niegue al país el uso del espectro radioeléctrico

Acertó, el presidente Chaves, cuando en mayo pasado le solicitó a Marco Acuña, presidente del ICE, y a Carlos Alvarado, ministro de Ciencia y Tecnología, que en el término máximo de seis meses fueran devueltas las frecuencias para desarrollar la tecnología 5G, la cual es vital para el desarrollo nacional.

La 5G ha estado paralizada por la negativa del ICE a entregarlas. Por eso, sorprende y preocupa que pocas semanas después la posición de Acuña sea desligarse del mandato presidencial.

La 5G significa mayor velocidad, 10 veces más rápida que la fibra óptica, y abre la posibilidad de multiplicar exponencialmente el número de personas, objetos y dispositivos conectados a la vez. En otras palabras, velocidad y más alternativas con más operadores.

En nuestra vida diaria, implica traer el futuro a nuestros hogares, mayor seguridad, manejar a distancia dispositivos como la iluminación, el control de la gente que ingresa y la conexión en tiempo real con aparatos como el horno o la nevera. Ya no será materia de ciencia ficción el que la refrigeradora se conecte directamente con el supermercado y suplan el inventario sin intervención humana.

Y qué decir de la medicina. Profesionales de diferentes partes del mundo ofrecen consulta o participan en una operación a miles de kilómetros, lo que es ya realidad en muchos países. La inteligencia artificial y la internet de las cosas hacen posible dar seguimiento a las personas en tiempo real, lo que ayudará a monitorear al paciente y, con ello, recolectar datos vitales para los tratamientos.

Y qué decir de la atención a distancia de adultos mayores: la toma de sus signos, alerta cuando se producen caídas e incluso el control diario de los medicamentos, una maravilla más cuando hay una tendencia al envejecimiento de la población.

Ciudades más seguras, vehículos sin conductores, empresas con mayor productividad y capacidad de generación de empleos y riqueza, mejora en el acceso y cobertura de materiales educativos son una pequeña parte de todo lo que mejoraría.

Señor presidente, usted tuvo razón al dar la directriz, no permita que el ICE, con sus excusas y supuestos malentendidos, le niegue al país el uso del espectro, que por cierto es de todos los costarricenses.

nmarin@alvarezymarin.com

La autora es politóloga.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.