Columnistas

Desafiante victoria de Macron

Emmanuel Macron se queda en el Elíseo más por miedo a Le Pen que por el entusiasmo de su conducción

Triunfante, pero con vientos en contra, Macron da un respiro más a una Francia fracturada y a una Unión Europea acosada. Solo considerando lo que habría significado su derrota, es que puede medirse el peso nacional e internacional de su victoria. Le Pen habría desgarrado el destino de Europa, debilitado la OTAN, estimulado extremas derechas por doquier y sumido a Francia en una espiral de confrontaciones inimaginables. Pero Macron, en su segunda gestión, tampoco asegura que el terreno político y social no seguirá degradándose.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.