12 noviembre

Cuando fui a saldar un préstamo solicitado a Importadora Monge, me cobraron un seguro que nunca contraté, pero lo pagué. Luego de un tiempo, pedí otro crédito, sin el seguro. Debía pagar el 23 de cada mes, mas les informé de que no podía hacerlo hasta el primero. Me comunicaron que cuando fuera a abonar, cargarían intereses por el retraso, pero cambiarían la fecha en el sistema.

Ahora, me dicen por todos los medios que estoy retrasado un mes, a pesar de tener la cuenta al día, porque no han corregido la fecha.

Se me informó de que tengo cinco días de gracia para no cobrarme intereses; pero cada vez que voy al almacén el sistema registra saldos diferentes.

Johnny Alberto Gaitán Jarquín, San Gabriel de Aserrí

Penosos criterios

Las declaraciones de los magistrados no son “penosas e indignantes”, como dijo una diputada; son simple y llanamente un irrespeto a las necesidades de un país en bancarrota, urgido de consciencia y solidaridad social.

Mientras los costarricenses, incluidos miles de profesionales independientes, nos vemos indefensos ante la voracidad de la Caja Costarricense de Seguro Social y Tributación, nuestros reclamos y recursos duermen en las salas judiciales y sirven de mantel y servilleta a los pequeños gustos de los magistrados.

Bien hace la Asamblea Legislativa en proponer acortar el plazo de nombramiento de los magistrados, pero ojalá no dure cinco años, sino cinco meses, debido a la insensibilidad frente a las demandas populares.

Humberto Moya Mórux, Alajuela

Respuesta del BP

En respuesta a Hazel Hernández Mora, quien escribió una carta titulada “$10 por desglose de pagos” (27/10/19), aclaro que el cobro por reimpresión de cada estado de cuenta es $1, pero, al solicitarlo en nuestro call center, se le enviará la información a su correo electrónico sin ningún costo.

Laura Barahona Ramírez, jefa de Gestión Experiencia al Cliente del Banco Popular

Enfoque errado

Los oficiales de la Policía siempre dicen que debemos denunciar cuando somos víctimas de un delito, pero los delincuentes quedan en libertad pocas horas después de ser arrestados. Además, resulta que la ciudadanía tiene la culpa por estar muy concentrada en el celular.

¿En qué clase de país vivimos, donde la mayoría de los ciudadanos no deben “incitar” a los delincuentes? Debemos estar más atentos a nuestro alrededor para no ser víctimas de delitos. Qué desperdiciados algunos de nuestros impuestos destinados a pagarles a jueces que deben cerciorarse de que quienes obtienen un beneficio carcelario no regresen a delinquir.

Lázaro O. Salgado Pérez, Santo Domingo de Heredia

Razones risibles

Dan risa las justificaciones de los magistrados respecto a su negativa para recortar las pensiones de lujo. Uno de ellos, según informó La Nación, declaró que los actuales funcionarios no van a querer pensionarse tan rápido y eso afectará el refrescamiento del Poder Judicial; sin embargo, él no otorga su campo a sangre más joven. Otra magistrada manifestó que, si antes se daban un gustito, ahora tienen que medirse.

Jorge Acuña Calvo, San Francisco de Dos Ríos

Paraíso cultural

Después de dos años de residir en Limón, he observado cómo el pueblo asigna gran valor a sus raíces culturales. Basta con hablar con un caribeño para sentir el afecto que guarda por su historia, gastronomía y costumbres.

La provincia cuenta con grandes atractivos turísticos, como playas, manglares, flora y fauna, y en cada rincón se respira tranquilidad. Es un paraíso rico en culturas, no solo la afrocaribeña, sino de muchas partes del mundo. Algunas personas llegan para nunca irse.

¿Por qué no aventurarse a conocer lo mejor del Caribe costarricense, sentir el clima tropical y la brisa del mar y enamorarse de las comidas y del carisma de los residentes?

Luis José Campos Cordero, Limón