13 octubre

El presidente, Carlos Alvarado Quesada, apenas cumplió dos años de estar al frente del país. No es el responsable de la totalidad de la situación sanitaria y financiera en que nos encontramos. Como en todo el mundo, es consecuencia de políticas previas y, obviamente, de la pandemia.

El presidente ha asumido con responsabilidad la obligación que le impone su investidura, sacar al país del atascadero en que se encuentra, como la eliminación de beneficios otorgados en otras administraciones, sin control adecuado, que no tenían justificación y hoy resultan insostenibles para el fisco.

No siempre hay error cuando alguien no piensa como uno quiere que piense, también es difícil complacer a todos.

Dejemos a un lado la demagogia, la politiquería y asumamos cada uno la responsabilidad que nos corresponde para que juntos saquemos adelante a Costa Rica.

Rodolfo Alfaro Murillo, Heredia

Noticias sobre el país

Canales de noticias de Panamá, España y otros países defienden al pueblo de Costa Rica y sus legítimos reclamos; también explican con sumo detalle y muy bien la situación del país, tanto económica como social; exponen libremente la negativa del presidente a hablar con los líderes y de dar largas y largas al asunto para calmar las cosas y retomar el préstamo con el FMI.

Por otra lado, afirman que el presidente Alvarado es el único en América en pretender subir los impuestos en plena pandemia, medida que, señalan, es totalmente injusta en estos momentos.

Lo que me llama la atención es que tengan que ser periodistas de otros países quienes defiendan al pueblo y expliquen la negativa del gobierno a escuchar a todos.

Bernal Villalta Mora, San Francisco de Dos Ríos

Activación de tarjeta

En setiembre me llamaron del banco Davivienda para ofrecerme una tarjeta de crédito y un bono por ¢40.000 a cambio de una compra mínima de ¢100.000. Acepté y firmé el 21 de ese mes. Prometieron la activación en cinco días; sin embargo, un mes después no lo han hecho.

Como no puedo usar la tarjeta, fui personalmente al banco en Heredia, llamé y me comuniqué por medio del chat varias veces sin éxito. Cada vez que llamo es lo mismo: debo contar toda la historia y siguen en gestiones.

Luis Ordóñez Calvo, Heredia

Violencia extrema

Hago un llamado vehemente a los manifestantes y sus dirigentes a manifestarse pacíficamente. Las agresiones a la policía que trató de impedir la entrada a la Casa Presidencial el lunes me recuerdan los tiempos de la universidad en la década de los setenta, los disturbios contra Alcoa y la Saopín.

Es imperativo no volver a repetir esos hechos tan bochornosos. No estoy de acuerdo con las propuestas del gobierno para el FMI, ni con más impuestos, pero eso no da derecho a actuar como delincuentes y esbirros. La actitud es peligrosa. Tenemos que actuar con inteligencia porque las agresiones dañan la imagen del país y necesitamos del turismo, la inversión extranjera y el empleo para salir del atolladero.

Jorge Salas Oviedo, San José

Trato igualitario

Quiero saber si Patricia Mora así como defendió y pidió una investigación para respaldar a las mujeres “agredidas por los policías” en San Carlos, lo hará también para determinar cuáles personas agredieron y golpearon a los oficiales de la Fuerza Pública en la Casa Presidencial y Quepos.

Es una vergüenza ver cómo golpeaban a los policías. Pregunte cuántas mujeres resultaron lesionadas.

Jetty Gamboa Umaña, Goicoechea

Eliminar alquileres

El personal de los ministerios de Educación (MEP) y de Hacienda deben ser trasladados de los edificios Raventós y La Llacuna a instalaciones gubernamentales ociosas, producto del envío de funcionarios a teletrabajo. Los contribuyentes nos ahorraríamos cuando menos ¢2.000 millones al año.

Glen Rodríguez Solís, Santo Domingo de Heredia

Grietas en secundaria

La educación secundaria pública ya contaba con algunas grietas, como la catástrofe llamada “sistema de arrastre”. Sin embargo, en el 2019 y lo que va de este año, sucedieron situaciones que la afectan más.

En el 2019 hubo un cambio en evaluación y planes de estudio, así como la instauración de las pruebas FARO.

El año pasado también ocurrió la huelga de tres meses de los sindicatos de educadores. Como consecuencia, los estudiantes no recibieron clases del todo. Este 2020 la pandemia forzó la puesta en práctica de las clases virtuales y miles de estudiantes dejaron de recibir lecciones, otros siguen, pero ¿qué desempeño han tenido durante estos dos años?

Feiruz Bouissri Rodríguez, San José