José Andrés Céspedes. 27 marzo
El INVU señaló que no atenderá solicitudes de manera presencial, solo vía electrónica, para evitar la exposición de su clientela al nuevo coronavirus. Además, a partir de la aprobación de la solicitud y durante los tres meses siguientes no se cobrarán intereses moratorios en los casos que corrrespondan a covid -19. Foto: INVU
El INVU señaló que no atenderá solicitudes de manera presencial, solo vía electrónica, para evitar la exposición de su clientela al nuevo coronavirus. Además, a partir de la aprobación de la solicitud y durante los tres meses siguientes no se cobrarán intereses moratorios en los casos que corrrespondan a covid -19. Foto: INVU

El Instituto Nacional de Vivienda y Urbanismo (INVU) comunicó este viernes que va a flexibilizar las cuotas de préstamos de la línea de financiamiento Planes de Ahorro y Préstamo por la situación de emergencia que vive el país a raíz del impacto del nuevo coronavirus.

Así lo explicó el presidente ejecutivo Tomás Martínez, quien manifestó que “de esta forma estarían ayudando a quienes tienen operaciones con la institución y han sido impactados por el covid-19, y con el interés primordial de mitigar problemas de liquidez y fortalecer la solvencia de los clientes”.

La medida consiste en una readecuación de cuotas en los créditos de los Planes de Ahorro y Préstamo, para reducir el monto de la cuota pactada, originalmente, hasta en un 40% -dependiendo del caso- y para variar el plazo o fecha de finalización del préstamo.

Este beneficio es para los clientes del Sistema de Ahorro y Préstamo que se encuentren al día o con un atraso no mayor a los 60 días. El INVU destacó que le dará prioridad a las personas afectadas por la emergencia.

Para optar por esta solución, a partir del lunes 30 de marzo, se podrá realizar la solicitud por medio de la página web del INVU (www.invu.go.cr), sin necesidad de presentarse a la plataforma de servicio. Esto con el fin de facilitar el proceso y hacerlo más ágil.

Uno de los requisitos es presentar carta de despido o de reducción de jornada laboral, ya sea de la persona dueña de la operación o de su núcleo familiar (con quienes convive bajo un mismo techo).

El INVU señaló que no atenderá solicitudes de manera presencial, solo vía electrónica, para evitar la exposición de su clientela al nuevo coronavirus.

Además, a partir de la aprobación de la solicitud y durante los tres meses siguientes, no se cobrarán intereses moratorios en los casos que corrrespondan a covid -19.

En relación con los planes de ahorro, las cuotas podrán suspenderse hasta por tres meses, sin demorar el tiempo de maduración del contrato ni penalización alguna y a partir de la evolución de la situación de consideraría una prórroga adicional por el mismo plazo.

La junta directiva de la institución continuará analizando otras medidas adicionales de apoyo a los clientes de las diferentes líneas de financiamiento, las cuales dará a conocer de manera pública y oportuna por sus medios oficiales y redes sociales.