Irene Vizcaíno.   2 octubre, 2018
En el área de Quimioterapia del Hospital México hay enfermeras que han trabajado dobles turnos para atender a los pacientes que reciben tratamiento. Foto: Albert Marín.

Los funcionarios públicos que se sumaron a la huelga que inició el 10 de setiembre, comenzaron a regresar a sus puestos, con cuentagotas, según el reporte de participación y afectación en los servicios, de las distintas instituciones del Estado.

Ejemplo de ello es la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), pues desde que se inició la huelga, este martes es el día de menores efectos en los servicios que brindan hospitales y otros centros de salud públicos.

El último informe indica que mientras en la mañana el nivel de afectación era de 9,5% (lo cual significaba un 1,2% menos del que se registró el lunes), al cierre de la tarde del martes bajó aún más al de 6,8%.

La Caja resaltó el hecho de que esta situación se da un día después de que el Juzgado de Trabajo de San José declarara ilegal el movimiento en esa institución, fundamentado en la prohibición de la huelga en servicios de salud.

“Esto por ser un servicio sensible, pues corre peligro la vida y salud de las personas, debe mantener siempre su funcionamiento de forma permanente y al cien por ciento de sus capacidades”, indica la resolución, dictada por la jueza Susana Porras.

La entidad resaltó que hay cinco centros hospitalarios que trabajan con total normalidad: Enrique Baltodano Briceño en Liberia, San Francisco de Asís en Grecia, el Roberto Chacón Paut en La Unión, el Centro Nacional de Rehabilitación (CENARE) y la Clínica Oftalmológica.

Estos, sin embargo, han sido los menos afectados por la paralización de labores desde que comenzó el movimiento.

Al referirse específicamente a servicios, la realización de cirugías son las más vulnerables. Este martes tenían en general un 21,4% de afectación y lavandería un 10,2%. Además, el número de cirugías canceladas subió a 3.240 y el de citas a 100.490.

Entretanto, en el primer nivel de atención, hay 94% de Ebáis abiertos (982).

Además, el movimiento ha obligado a pagar ¢1.100 millones en lavado de ropa, compra de comida y horas extra, para tratar de atender las necesidades.

Otro ejemplo del retorno de los funcionarios, es el de la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope), donde el lunes otros 200 trabajadores volvieron a sus labores. Justamente cuatro días después de que también se declarara ilegal la huelga.

El número de funcionarios que apoyaban el movimiento pasó de 1.224, cuando se inició la protesta, a 1.005 (219 de diferencia) al lunes. El apoyo al movimiento se redujo de un 71% de la planilla (de 1.725 funcionarios en los distintos planteles) a un 58%.

En la Municipalidad de San José también se puso fin al movimiento, aunque debido a un acuerdo logrado ayer entre los trabajadores y el alcalde, Johnny Araya.

Los funcionarios levantaron el movimiento al mediodía del lunes, bajo las condiciones de que ellos reincorporarían a sus labores para restablecer los servicios que brinda el Ayuntamiento; sin embargo, en caso de que se dé una convocatoria para participar en “acciones de carácter nacional” relacionadas con el proyecto fiscal ellos podrán asistir sin ningún inconveniente.

Además, el acuerdo asegura que a quienes se mantuvieron en protestas durante los últimos 22 días, tanto trabajadores de planta como interinos, no se les abrirá ningún proceso disciplinario ni tampoco se les aplicarán rebajos salariales.

El alcalde detalló esta mañana que espera que sea a inicios de la próxima semana cuando logren volver a la normalidad en los servicios que brindan.

“La normalización de los servicios va a tardar días pues hay rutas en las que se han acumulado grandes cantidades de basura, sobre todo en los parques, que estuvieron tres semanas sin atender; entonces tenemos algunos parques con las zonas verdes muy crecidas, pero tengo la esperanza que de aquí a la semana entrante ya hayamos normalizado los servicios que la municipalidad brinda”, dijo Araya.

El Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) reportó al lunes, una participación del 17% de su planilla en la huelga. Además, en los días acumulados, el promedio de participación ha sido de 19%.

En el Ministerio de Educación Pública (MEP), de acuerdo con el reporte a las 3 p.m. del martes, solamente se contaba con el reporte de ausencias de 2.032 centros educativos que representan el 38,1% del total de 5.321 escuelas y colegios.

Ese reporte parcial indica que el porcentaje de ausentes a hoy es de 69,6% (30.334), y el porcentaje de centros educativos abiertos es de 49%. En ese Ministerio el porcentaje de afectación ha sido variante y parcial, pues no todos los centros educativos han reportado el ausentismo.

En cuanto a bloqueos, durante la mañana de este martes el Ministerio de Seguridad Pública (MSP), registró cierres y marchas, algunas se mantuvieron por pocas horas y complicaron el tránsito vehicular.

Los principales eventos de este tipo se realizaron en la ruta 32 que comunica la capital con Limón, en el centro de San José, en las cercanías del Hospital Calderón Guardia, en los alrededores de la Asamblea Legislativa, en la avenida segunda; también en Turrialba y en Pérez Zeledón.

Ayer se realizó el último encuentro preliminar entre el Gobierno y los líderes sindicales, sin ningún resultado positivo, pues no se logró establecer la mesa de diálogo y negociación. Sin embargo, el ministro de Trabajo, Steven Núñez, dijo que darán toda esta semana a los sindicatos para que realicen sus asambleas generales y consulten a sus bases si están dispuestas a ratificar el documento creado luego de ocho reuniones de acercamiento y así poner fin a la huelga que realizan sus agremiados.

El acuerdo que habian redactado la madrugada del sábado permanece en la sede de Trabajo, donde los líderes sindicales pueden llegar a firmarlo hasta el lunes 8 de octubre a las 5 p.m.