Diego Bosque. 11 septiembre
Las nuevas tarifas de los combustibles entrarían a regir en la primera semana de octubre. Fotografía José Cordero
Las nuevas tarifas de los combustibles entrarían a regir en la primera semana de octubre. Fotografía José Cordero

La Refinadora Costarricense de Petroleo (Recope) solicitó a la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos, este viernes 11 de setiembre, un aumento extraordinario en el precio de las gasolinas súper y regular.

De acuerdo con Recope, la gasolina súper pasaría de ¢599 por litro a ¢608, lo cual equivale a una variación absoluta de ¢9. Mientras que la regular pasaría de ¢570 por litro a ¢578 para un aumento de ¢8.

Además, la entidad pidió una rebaja de ¢8 en el diésel, eso significa que el importe por litro pasaría de ¢495 a ¢487.

Por tratarse de una petición de ajuste extraordinario, Aresep debe aprobar las variaciones requeridas por la Refinadora.

La oficina de prensa de Aresep indicó que la fecha límite para pronunciarse al respecto es el 25 de setiembre y, a partir de ahí, tienen una semana para publicar el incremento en el diario oficial La Gaceta. Eso quiere decir que las nuevas tarifas entrarían a regir la primera semana de octubre.

“La variación en los precios de venta que se solicita en el presente estudio obedece a la dinámica del mercado internacional que se caracteriza por tener una alta volatilidad, con frecuentes aumentos o disminuciones en periodos relativamente cortos” expuso Recope en su petición.

Desde abril, el precio de los combustibles estuvo congelado para los usuarios, así no percibieron las rebajas. La diferencia iba a un fondo para subsidiar a trabajadores afectados por los efectos de la pandemia. Sin embargo, el 3 de setiembre entró en vigor un alza de entre ¢19 y ¢50 por cada litro de súper, regular o diésel.

La propuesta de ajuste extraordinario se presenta cada segundo viernes de mes, considera precios del mercado internacional y tipo de cambio del dólar.