Servicios

Entre globos y pancartas, barveños recordaron a Eva y alzaron la voz contra la violencia de género

Marcha convocó a decenas de vecinos en ese cantón y también a familiares de otras víctimas de femicidio

Bajo el lema “somos las voces de las que ya no están”, decenas de vecinos de Barva de Heredia y otras comunidades marcharon este domingo para recordar a Eva Morera Ulloa, quien fue asesinada por su expareja el pasado 1.° de noviembre.

El movimiento, que también buscaba alzar la voz contra la violencia de género, recorrió las principales calles del cantón, en donde los globos de colores, pancartas y fotos de la joven barveña marcaron el recorrido que se inició en el colegio Rodrigo Hernández Vargas y culminó en el parque central entre mensajes y actividades culturales.

“Creemos que esto dolió en el alma a todos los costarricenses y sobre todo a los que vivimos en Barva, entonces el sentido de esto es llamar la atención, que la gente se dé cuenta de que las mujeres no podemos seguir muriendo a manos de los hombres; esta marcha tiene el objetivo de abrir las mentes, crear consciencia y que la gente se dé cuenta de que ¡basta ya!, queremos vivir en paz y no queremos más violencia en las familias", explicó Ana Camacho, de la agrupación cultural Barvak, organizadores de la marcha.

A la marcha también acudieron otras familias que han perdido mujeres a causa del femicidio.

Ese fue el caso de Ana Ruth Romero y su esposo Victor Fallas, padres de Angélica, una joven de 29 años que fue asesinada el año pasado en Villa Nueva de Pérez Zeledón, por un hombre al que había llevado a su casa para ayudarlo a dejar las drogas.

Con un enorme retrato de Angélica, los padres de la generaleña contaron que se enteraron de la marcha por medio de redes sociales y no dudaron en trasladarse hasta el Valle Central para solidarizarse con la familia de Eva.

“El dolor de uno es el dolor de todos, a mi hija la asesinaron hace un año, no he podido hablar con la mamá de Eva pero me gustaría mostrarle mi apoyo”, manifestó Ana Ruth, quien también acudió con sus nietos.

Entre los asistentes también destacó un grupo de muchachas, con un enorme cartel que decía “Nuestro grupo de amigas está incompleto... Nos mataron Eva”. Ellas eran sus compañeras en la carrera de Trabajo Social, en la Universidad Latina.

"Ella era la persona más carismática que habíamos conocido en la vida, autenticidad es igual a Eva. Tenemos solo recuerdos bonitos, ella fue la persona más noble y humilde que he conocido, iniciamos la carrera juntas y teníamos dos años de ser amigas

“En el grupo de amigas siempre compartíamos todo, ella nunca se calló, nos expresaba las cosas que le preocupaban, pero también su gran espíritu de luchadora”, recordó Sofía Fallas, una de las amigas.

“Eva hacía 13 días había ido a pedir medidas cautelares, qué es lo que le impidió a esta joven universitaria, valiente, conocedora de sus derechos. ¿Qué le impidió romper el círculo de violencia? Eva como tantas otras mujeres, fue presa de una red de violencia que nos atrapa desde nuestras emociones, desde nuestras afectividades, ahí no importa el discurso racional, ella tenía claro cuáles eran sus derechos, cuáles eran los peligros y sin embargo no se pudo escapar”, enfatizó la ministra de la Condición de la Mujer, Patricia Mora en su mensaje al cierre de la actividad.

Eva Morera, se convirtió en la víctima 11 de femicidio de este año. La muchacha de 19 años, dejó un niño de tres años, producto de la relación que tuvo con su agresor cuando ella tenía 15 años.

Patricia Recio

Bachiller en Periodismo de la Universidad Internacional de las Américas. Escribe sobre temas de sociedad y servicios.