Por: Esteban Oviedo 24 marzo, 2013

La CCSS ofreció a la UCR subir de ¢568 millones a un máximo de ¢726 millones el pago mensual por la operación de los 45 Ebáis de Montes de Oca, Curridabat y La Unión, a fin de evitar que estos cierren a partir del lunes 1.° de abril.

Sin embargo, los desembolsos estarían condicionados. Ileana Balmaceda, presidenta de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), dijo que la Universidad de Costa Rica (UCR) tendría que demostrar que los costos son “reales y pertinentes”.

Este fin de semana, un equipo de la UCR estudiaba la oferta presentada a las 11 p. m. del viernes, con el objetivo de entregar mañana una contrapropuesta, dijo Miguel Guzmán, funcionario universitario.

En principio, la Universidad se mostró en desacuerdo con algunos puntos, añadió Guzmán.

Balmaceda explicó que la propuesta pretende extender los servicios de la UCR por un año, mientras se contrata a un nuevo proveedor que opere estos centros de salud, que cubren a 168.000 personas.

La Caja propuso excluir del reconocimiento mensual las cuotas de los trabajadores al Fondo de Pensiones del Magisterio Nacional, así como los pagos a una junta de ahorro y préstamo.

Además, la CCSS cuestiona los costos de pruebas de laboratorio con que trabaja la Universidad. El planteamiento del Seguro Social incluye crear una comisión entre las dos partes que analice costos.

La UCR declinó dar más el servicio de estos Ebáis, al alegar que sufre un déficit mensual de ¢157 millones en su operación.

Etiquetado como: