Patricia Recio. 16 octubre
Desde el inicio de la pandemia los vendedores de lotería han sido uno de los sectores más golpeados debido a la baja en las ventas. Foto: Alonso Tenorio
Desde el inicio de la pandemia los vendedores de lotería han sido uno de los sectores más golpeados debido a la baja en las ventas. Foto: Alonso Tenorio

Este domingo 18 de octubre no habrá sorteo de lotería nacional, debido al efecto que las protestas y bloqueos de los últimos días ha tenido en la venta de este producto.

La gerenta de producción de la Junta de Protección Social (JPS), Evelyn Blanco, explicó que la decisión se toma debido al impacto en las ventas del último sorteo, realizado el 4 de octubre, el cual se vio afectado por las protestas y por “el ambiente de incertidumbre” que hay en el país en este momento.

Según los datos de la Gerencia de Comercialización de la entidad, de los ¢2.000 millones que se proyectaba recaudar por la venta de los billetes de lotería, solo se vendió el equivalente a ¢882 millones.

Esas cifras representan un 44,1% de venta efectiva. La devolución fue del 37,2% y, además, nunca salieron de la entidad un 18,5% de las fracciones.

Dicha situación se presenta también en momentos en que la Junta trata de normalizar los sorteos en el marco de la pandemia, explicó Blanco.

“Se realiza una constante revisión de las condiciones del mercado y del país que permita tomar las decisiones de forma oportuna”, manifestó.

Para este mes solo estaban programados dos sorteos de lotería nacional y nueve de chances.

La entidad indicó que a los vendedores se les informó sobre la cancelación de este sorteo y los enteros de lotería nunca se pusieron a disposición.

La semana anterior, la JPS anunció la reanudación del juego del “acumulado” que se realiza posterior a cada sorteo, con el fin de impulsar las ventas que se han visto golpeadas a causa de la emergencia sanitaria que afecta al país desde marzo.

Para participar, quienes compren lotería deben activar al menos dos fracciones en la app móvil de la JPS. Cada fracción que se active hará acreedor al jugador de una acción digital.

Luego de cada sorteo, se extrae una de las 40 bolitas (con las que se inició el juego), de las cuales 39 tienen premios de entre ¢2 millones y ¢15 millones, y una tiene la palabra “acumulado”.

La persona con la acción favorecida se hará acreedora a la totalidad del premio previamente seleccionado.

Según las proyecciones dadas a conocer por la jerarca de esa entidad, Esmeralda Britton, la reducción en las utilidades sería de hasta ¢12.000 millones para final de año.

Esa situación también obligó a realizar ajustes en el plan de premios del Gordo Navideño, que para este año se redujo en ¢10.000 millones con respecto al año pasado.