Salud

Salas contra antivacunas: ‘‘¿Que es como la señal de la bestia? ¡No! Las vacunas nos van a ayudar a salir de esta pandemia’

Ministro de Salud defiende investigación y desarrollo de fármacos utilizados en Costa Rica y arremete contra información falsa difundidas por grupos en redes sociales

Con gran vehemencia, el ministro de Salud, Daniel Salas Peraza, arremetió este viernes contra la información falsa difundida por grupos antivacunas, y defendió la rigurosidad en el proceso de investigación y desarrollo de los fármacos que se aplican en Costa Rica para frenar el avance de la covid-19.

“Que es un mecanismo de control, que ahora es como la seña de 666 de la bestia, y que ya el Gobierno va a decir que no puede entrar a los restaurantes el que no está vacunado…

“(...) todo ese acervo de información completamente mal fundamentada, que no tiene ninguna razón de ser, es completamente falsa. Estas vacunas nos van a ayudar, y nos están ayudando, para salir adelante en esta pandemia”, manifestó Salas ante consulta de la prensa.

El jerarca recordó que Costa Rica se ha distinguido por ser un país sumamente culto y educado en el tema de vacunación, con campañas que alcanzan más del 90% de cobertura.

Citó incluso, el reconocimiento recibido de la Organización Panamericana de la Salud, brazo regional de la Organización Mundial de la Salud, por el esquema actualizado de vacunas.

“La vacunación contra la covid-19 no tiene que ser una excepción.

“Yo sé que han habido muchas ideas completamente infundadas, que no tienen ningún fundamento. A alguien simplemente se le ocurrió... ¡que la vacuna tiene grafeno! Resulta que no, no está en los componentes de la vacuna. Incluso, ya mandamos a hacer un análisis en un laboratorio del Ministerio de Salud para comprobar que no tiene grafeno, para que haya más claridad. Lo que pasa es que a alguien se le ocurre algo y ya empieza a popularizarse”, manifestó el ministro.

Salas también reiteró que las vacunas contra la covid-19 adquiridas por el país (a las farmacéuticas Pfizer y AstraZeneca) han cumplido con todos los estándares para garantizar su seguridad, eficacia y calidad.

“¡Que es una vacuna que no cumplió con el método científico, que es que somos conejillos de indias! Todo el método científico se cumplió. Incluso, la tecnología que está detrás de estas vacunas viene siendo desarrollada desde hace más de una década atrás. Estaba ya a punto y se aprovechó justamente la covid para desarrollar estas vacunas. Pero todo el método científico, todas las fases se cumplieron rigurosamente.

“Por eso es que las agencias estrictas, no es el Ministerio de Salud de un país, sino las agencias que han sido reconocidas, de alta rigurosidad científica, han aprobado las vacunas que han aprobado porque cumplieron con ese método científico”, reiteró Salas.

Las declaraciones del ministro se dieron casi al finalizar la conferencia de prensa en la cual el Gobierno anunció ajustes en las medidas de restricción.

Graves efectos

Este reclamo y también llamado del jerarca ocurre cuando varias comunidades del país enfrentan un incremento de casos de covid-19, vinculados, por una parte, a la circulación de la variante delta, con mayor capacidad de transmisión entre las personas, y, por otra, a la filtración de informaciones en redes sociales por parte de grupos antivacunas.

Una de las zonas que ha reconocido padecer las mentiras propaladas por esos grupos es el cantón alajuelense de San Carlos.

Su director médico, Edgar Carrillo, confirmó a La Nación, en varias oportunidades, que un porcentaje importante de las pacientes internados ahí no están vacunados, a pesar de que las áreas de salud y el hospital tienen suficiente provisión de dosis.

Entre un 70% y hasta un 85% de los internados en el Hospital San Carlos son personas sin vacunar. Ese centro de salud, además, ha protagonizado caravanas de pacientes desde ese cantón hasta hospitales de la Gran Área Metropolitana (GAM), en las últimas dos semanas.

Además de San Carlos, se detectaron estos grupos en Bagaces, Guanacaste, y en Talamanca de Limón.

“Vean, las epidemias y este tipo de situaciones son cíclicas. Décadas atrás había condiciones parecidas en las que por otras epidemias similares también se solicitaba el carné de vacunación para poder ingresar a recintos y no infectar a personas que sí pueden eventualmente enfermar gravemente y morir.

“Costa Rica ha sido un país muy entendido en tema de vacunación. Siempre habrá antivacunas, siempre habrá gente que no quiera hacerlo, pero, en general, los datos de cobertura han demostrado que Costa Rica es un país que valora mucho las vacunas y el tema que nos ayuda a proteger enfermedades y a disminuir la mortalidad”, concluyó Salas.

Ángela Ávalos

Ángela Ávalos

Periodista de Salud. Máster en Periodismo de la Universidad Complutense de Madrid, España. Especializada en temas de salud.

Patricia Recio

Patricia Recio

Bachiller en Periodismo de la Universidad Internacional de las Américas. Escribe sobre temas de sociedad y servicios.