Por: Joselyne Ugarte Q.   10 agosto
27/06/2018 Hospital México. Consulta con médicos y pacientes del servicio de radioterapia de la CCSS sobre condiciones en que se está dando ese servicio. En la foto: Aceleerador Lineal Clinac Varian. Foto: Rafael Pacheco

Hasta dentro de 11 meses –en julio del 2019–, comenzaría a funcionar el nuevo acelerador lineal para tratar a pacientes con cáncer cuya compra anunció el jueves la Junta Directiva de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS).

La inversión por la compra, instalación, mantenimiento preventivo y correctivo por cuatro años, asciende a $3.8 millones y fue adjudicada a la empresa Promed. Con la adquisición se pretende agilizar el tratamiento de quimioterapia que reciben los pacientes en el Hospital México.

El nuevo acelerador vendría a paliar la crisis actual en la atención de estos pacientes debido a la falta de equipo y alta demanda.

El daño de la unidad de cobalto del Servicio de Radioterapia del Hospital San Juan de Dios (HSJD), generó el traslado de más de un centenar de pacientes hacia el México, que tuvo que ampliar su oferta con atención en las noches y madrugadas. Aún así los enfermos con cáncer tienen que esperar hasta tres meses para recibir el tratamiento.

Los aceleradores eliminan tumores con el uso de radiación. Son utilizados tanto en personas que han sido sometidas a operaciones o en aquellas a quienes sus tumores no les permite pasar por el quirófano.

Desde el 2004 la Caja no había aumentado la cantidad de aceleradores lineales disponibles, había cuatro. Con este equipo se podrán atender unos 500 pacientes al año y aunque no funciona para tratar todos los tumores, libera espacio en los otros instrumentos, lo que eleva la capacidad de respuesta.

Román Macaya, presidente ejecutivo de la Caja, aseguró el martes anterior en su primera conferencia de prensa en el cargo, que la atención oncológica será una de sus prioridades.

Este nuevo equipo será instalado en el recinto donde se ubicaba la unidad de cobalto en el México. Actualmente, se trabaja en el proceso de desinstalación y descarte adecuado de la antigua unidad para iniciar las obras de reajuste y adecuación de la planta física.

Marjorie Obando, jefa del Servicio de Hematooncología del México, detalló que con este acelerador lineal podrán atender gran variedad de tumores, entre ellos, de mama, sarcomas y otros.

Para junio anterior, la lista de espera de enfermos con cáncer que necesitaban radioterapia era de 800 personas, aproximadamente.

Para el 2020, la CCSS tiene planificada la construcción de un centro donde instalará dos aceleradores para atender a los pacientes oncológicos de los hospitales Geriátrico, San Juan de Dios y Nacional de Niños. La institución también planea dar otros dos equipos al Hospital Calderón Guardia en el 2021.