Por: Ángela Ávalos.   2 marzo
El Hospital La Anexión, en Nicoya, Guanacaste, es uno de los centros regionales que cuentan con nuevo mamógrafo. En abril del año pasado, la tecnólooga Mirta Badilla le hizo pruebas al nuevo aparato. MAYELA LÓPEZ
El Hospital La Anexión, en Nicoya, Guanacaste, es uno de los centros regionales que cuentan con nuevo mamógrafo. En abril del año pasado, la tecnólooga Mirta Badilla le hizo pruebas al nuevo aparato. MAYELA LÓPEZ

Los hospitales de la Caja aprovecharán las tardes para agilizar la interpretación de unas 60.000 mamografías cuyos resultados están pendientes de entregar.

Un proyecto aprobado por la Junta Directiva invertirá ¢400 millones para sacar los resultados de esos estudios en un plazo no mayor a los 30 días.

Esa meta se estableció en el Plan Nacional de Desarrollo, informó la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) en un comunicado de prensa.

Actualmente, hay centros que superan con creces el plazo establecido como meta, lo cual podría afectar la evolución de tratamientos para quienes aguardan un diagnóstico o requieren el tratamiento de enfermedades como el cáncer.

La mamografía es una radiografía de las mamas que se utiliza para detectar cáncer o tumores mamarios.

La institución no especificó a cuánto ascienden esos plazos ni cuál es, a la fecha, la lista de pacientes en espera de su primera mamografía.

La CCSS admite que falta recurso humano para agilizar la lectura de imágenes médicas.

Por eso, el proyecto dispone de un presupuesto especial para el pago a radiólogos, quienes recibirán ¢4.500 por cada interpretación de mamografías fuera de la jornada ordinaria de trabajo.

María Eugenia Villalta Bonilla, gerenta médica de la Caja, aclaró que para participar de este proyecto cada unidad y cada radiólogo interesado debe enviar la solicitud antes del 5 de marzo. Luego de la selección, informó la CCSS, se organizará el proceso de lecturas y el reporte a los pacientes.

Cada año la CCSS realiza más de 142.000 mamografías y se diagnostican cerca de 1.000 casos nuevos de cáncer de mama.

Los tumores de seno son los más comunes y mortales entre las mujeres costarricenses.

Por año se diagnostican unos 1.100 casos y mueren entre de 250 y 300 mujeres. Su incidencia es de 55,9 casos por cada 100.000 mujeres.