Política

Roberto Thompson y Carlos Ricardo Benavides critican ‘excesiva lentitud’ en centros de votación del PLN

Los diputados y precandidatos del Partido Liberación Nacional (PLN), Roberto Thompson y Carlos Ricardo Benavides, criticaron la “excesiva lentitud” con que los centros electorales permitieron el ingreso de los votantes durante la convención verdiblanca.

Thompson aseguró haber recibido “reportes de una excesiva lentitud en muchos centros, sobre todo en la gran área metropolitana”.

“Hemos recibido reportes de mucha gente que ha tenido que esperar hasta dos horas. Hemos recibido reportes de gente que llega y se devuelve, porque ve filas enormes y no tenemos constancia de que el Tribunal de Elecciones Internas (TEI) haya hecho nada para aligerar el proceso.

“Me parece que se han desbordado, de alguna forma, las expectativas. Me parece que hubo falta de previsión con respecto a ese tema. Nos preocupa porque no quisiéramos pensar que hubo alguna intención en retrasar el proceso”, señaló Thompson.

Benavides añadió: “Desde la mañana tengo noticia de personas que se cansaron de hacer fila. Han pasado más de una hora esperando para votar”.

El expresidente José María Figueres, también precandidato, llamó durante la tarde a tener paciencia para que los ciudadanos puedan votar.

“Si no ha votado, si está haciendo fila, por favor tenga paciencia y vote y, si todavía no ha ido a votar, por favor vaya porque las personas que estén dentro de los portones, o dentro de los perímetros de los centros de votación, tendrán todo el derecho a ejercer el voto, aunque sea luego de las 6 de la tarde”, clamó el precandidato desde su cuenta en Facebook.

A pocos minutos de que cierren los recintos electorales, previstos para las 6 p.m., el TEI del PLN ordenó que, de previo al cierre de puertas de las urnas, se permitiera el ingreso de todos los electores que se encontraban haciendo fila para ingresar al centro.

En el colegio Vicente Lacnher, en Cartago, quedaban personas dentro del lugar, en espera de votar, cuando cerraron los portones, según pudo observar La Nación.

En este centro de votacion, Xinia Montenegro y su hermana esperaron por hora y 15 minutos para poder votar, por ejemplo.

En la Escuela Miguel Obregón, en Tibás, Gerardo Araya contó que hizo tres intentos por votar a lo largo del día y siempre encontró las filas muy largas. Él logró ejercer el sufragio cuando ya habían cerrado portones.

El aspirante Claudio Alpízar también se sumó a las críticas: “Se quedó corta la organización, un poco tal vez porque no se esperaba la gente que llegó. Por otro lado, el hecho de que, en estos tiempos de covid, el tiempo que se invierte lavándose las manos hace más lento el proceso”.

TEI rechaza críticas

El presidente del Tribunal Electoral Interno (TEI) del PLN, Enrique Alvarado, rechazó de plano las acusaciones de Thompson, en particular, y dijo que no las comparte en absoluto.

Alegó que, para el TEI, el proceso ha sido un éxito. “Si usted se pone a ver, nadie ha manifestado malos manejos de las juntas receptoras de votos o alguna posibilidad de fraude, ni algún favorecimiento”, dijo.

Alvarado adujo que se hicieron todos los esfuerzos y alegó que, para estar en medio de esta pandemia del covid-19, y “haber sacado un proceso electoral con la apertura de 923 centro de votación y 1.892 juntas receptoras de votos, es un completo éxito”.

En la convención del 2017, el PLN abrió 238 juntas más, para un total de 2.130.

Añadió que sí hay aspectos que se salen de sus manos, como los protocolos sanitarios que les correspondió implementar en los centros de votación y que les exigieron no abrir más de dos urnas por cada junta receptora de votos.

En los procesos nacionales, se abren tres o cuatro urnas por cada junta, pero esta vez no se pudo hacer.

El presidente del TEI comentó que el hecho de tener que cumplir con todas las medidas sanitarias, al momento del ingreso de las juntas, hace que sea un proceso más lento.

“Eso no significa que nos haya rebasado ni que nos haya faltado capacidad de respuesta. Simplemente la logística del voto es una y la gente la cumple. Nuestros miembros de mesa y fiscales la cumplen”, acotó.

Enrique Alvarado insistió en que la afluencia de electores “no desbordó al TEI ni faltó preparación”.

Enfatizó en que nunca faltaron boletas de votación, ni de sectores, ni se tuvieron que cerrar escuelas por órdenes sanitarias del Ministerio de Salud.

“Debemos entender que estamos en una situación particular y especial que obliga a tomar medidas a las cuales los electores no estaban acostumbrados y tuvimos que solventar sobre la marcha”, indicó.

Josué Bravo

Periodista en la sección Política, con 16 años de experiencia como corresponsal del Diario La Prensa de Nicaragua en temas políticos, diplomáticos, judiciales y migratorios.

Aarón Sequeira

Periodista encargado de la cobertura legislativa en la sección de Política. Bachiller en Filología Clásica de la Universidad de Costa Rica.