Sofía Chinchilla Cerdas. 21 septiembre
El comunicado del PAC no se refiere al contenido de la propuesta que el Gobierno pretende negociar con el Fondo Monetario Internacional. Enrique Sánchez, jefe de la fracción legislativa del PAC, dijo que en términos generales, la apoyan. Foto: José Cordero.
El comunicado del PAC no se refiere al contenido de la propuesta que el Gobierno pretende negociar con el Fondo Monetario Internacional. Enrique Sánchez, jefe de la fracción legislativa del PAC, dijo que en términos generales, la apoyan. Foto: José Cordero.

La dirigencia del Partido Acción Ciudadana (PAC) y su fracción parlamentaria se alinearon para acuerpar la negociación que el Gobierno iniciará en octubre con el Fondo Monetario Internacional (FMI) con el fin de obtener un crédito por $1.750 millones para contener el deterioro de las finanzas públicas.

El Comité Ejecutivo, la Comisión Política y la bancada legislativa del partido que llevó a Carlos Alvarado al poder emitieron una declaración conjunta en la que respaldan la decisión del Poder Ejecutivo de pedirle un financiamiento de emergencia al órgano internacional.

La medida, dicen las autoridades del PAC, es “imprescindible”, pese a las objeciones que plantean los sectores y partidos de oposición al plan de ajuste fiscal presentado el jueves pasado.

El comunicado del Partido no se refiere al contenido de la propuesta que le llevará el Gobierno al Fondo.

Enrique Sánchez, jefe de la bancada del PAC, dijo que no entraron a evaluar cada una de las medidas. Afirmó que en términos generales, el partido las apoya, aunque entienden que posiblemente será modificada durante las conversaciones con otros partidos y sectores.

Por su parte, Marta Solano presidenta del PAC, informó de que el partido realiza un análisis a profundidad de las propuestas del Ejecutivo, sobre las cuales hará obervaciones “oportunamente”.

El Partido se encuentra analizando a profundidad las propuestas contenidas en el Plan presentado por el Gobierno el pasado jueves. Oportunamente se harán llegar a nuestra fracción las observaciones del Partido al respecto.

"Recurrir al Fondo Monetario Internacional se hace necesario como mecanismo urgente para llevar recursos al Estado en el cortísimo plazo,

“Esta decisión es imprescindible a pesar de los contratos ya suscritos de cambio de deuda cara por deuda barata, los éxitos alcanzados en el control de la inflación y las tasas de interés, las políticas de readecuación de créditos”, dice el pronunciamiento del PAC.

Según el Gobierno, su propuesta procura generarle ingresos adicionales al Estado por ¢6,4 billones a través de la creación de un impuesto a las transacciones bancarias y de un aumento en los tributos sobre los bienes inmuebles, los salarios y las ganancias de las empresas.

Mientras que los recortes en el gasto público sumarían ¢2,3 billones.

En la Asamblea Legislativa, en donde deberán votarse las reformas que el Gobierno negocie con el FMI, diputados de oposición dicen que la propuesta contiene un gran desbalance porque enfatiza en nuevos impuestos y plantea muy poco recorte del gasto público.

El PAC, que dice entender las críticas, no entró a calificar el contenido del programa que anunció el Ejecutivo el jueves pasado. Se limitó a afirmar que las medidas que se acuerden con el Fondo deberán explicarse a la sociedad.

"Comprendemos las reservas y preocupación de diferentes sectores en relación con los alcances y efectos de las medidas que se incluirían en el acuerdo con el FMI, especialmente sobre las personas cuyas finanzas familiares se han visto fuertemente afectadas.

"Cada una de las medidas que sean incorporadas en el acuerdo definitivo tendrá que ser ampliamente explicada a la sociedad, así como sus posibles efectos. Todas ellas deben ser guiadas por los principios de justicia, progresividad y eficiencia, dice el comunicado.

El partido oficialista, además, se comprometió a “hablar con honestidad” y a garantizar que el mayor golpe del ajuste lo carguen los mas solventes económicamente.

“Nos comprometemos a redoblar esfuerzos para garantizar que la agenda que se lleve a la negociación con el FMI tenga una orientación expresa de cargar el impacto de estas medidas en los sectores más favorecidos de la sociedad, mismos que cuentan con mayores recursos para salir avante de una situación tan delicada como la que enfrentamos como país”, dice el pronunciamiento.

PUSC descarta apoyo a más impuestos

Este lunes, la fracción legislativa y el Comité Ejecutivo del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC) también publicaron un comunicado conjunto sobre la propuesta del Gobierno al FMI.

Pero, a diferencia del PAC, los rojiazules “rechazan categóricamente” el planteamiento del Ejecutivo.

“Por ningún motivo apoyaremos una propuesta con más impuestos, que golpee a las familias, trabajadores, emprendedores, microempresarios y que desincentive la generación de empleo”, dice el documento que firmaron los diputados socialcristianos y el presidente del partido, Randall Quirós.

Para la Unidad, el equipo económico del presidente Carlos Alvarado deja de lado la contención del gasto, la reducción de la deuda y la reactivación económica.

Horas antes, el expresidente Luis Guillermo Solís, del PAC, dijo que la propuesta del Gobierno es perfectible, pero pidió diálogo “de inmediato” para hacer los ajustes.

En tanto, el exministro de Hacienda de Carlos Alvarado, Rodrigo Chaves, previó que el Fondo rechazará la propuesta dado que no incluye las reformas estructurales que el país necesita para tener un Estado más eficiente y un sector privado más productivo.