Juan Fernando Lara. 30 enero
Luis Adrián Salazar Solís, ministro de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones Fotografía José Cordero
Luis Adrián Salazar Solís, ministro de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones Fotografía José Cordero

Un día después de suspender a seis directivos del ICE, el Consejo de Gobierno está en busca de los sustitutos, afirmó Luis Adrián Salazar Quesada, ministro de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones (Micitt).

Casa Presidencial tomó la decisión de separara los funcionarios para investigar un presunto pago indebido de cesantía a 36 empleados del Instituto que fueron trasladados a la subsidiaria Radiográfica Costarricense (Racsa), así como aparentes actuaciones irregulares en torno a la figura del gerente general.

Para Salazar, todas estas acciones van encaminadas a levantar la imagen de una institución tan importante como el ICE.

–¿Cuándo habrá sustitutos para los seis directivos suspendidos?

–Ahorita se está en el proceso de elegir a estas personas y la idea es asegurar que el ICE prosiga su trabajo para que no se quede sin el cuórum estructural para su gestión normal.

–¿Qué espera el Gobierno de estos nuevos integrantes?

–La idea es que esos directivos interinos continúen la estrategia que Irene Cañas (presidenta ejecutiva) ha planteado de buscarle al Instituto nuevos giros de negocio, siempre teniendo presente que el ICE es una institución icónica y requiere fortalecerse.

–¿Cuándo estarán nombrados?

–No hay fecha específica, será a la brevedad posible. Cada una de estas personas debe cumplir una serie requisitos y se va a tomar el tiempo que sea necesario para escogerlos según la normativa vigente.

–¿Esperará el Gobierno que entre las primeras decisiones de los directivos esté la separación de Jaime Palermo nombrado este mes gerente general interino?

–Prefiero no emitir criterio al respecto por mediar acá un tema de independencia institucional. Lo que creo es que será ese nuevo consejo directivo, pronto a nombrarse, el que tomará esa decisión en el marco de la autonomía del ICE.

–El ICE viene con señales de problemas hace años pero separar a esos directivos es inédito y un punto de inflexión fuerte ¿Qué debería esperar la ciudadanía de lo que sigue con este proceso?

–Primero, los ticos deben esperar transparencia y entender que existe un Gobierno preocupado porque las cosas se hagan bien. También deben esperar que, si algo potencialmente no funciona de forma adecuada, se tomarán las decisiones que corresponda. Luego vendrá una rendición de cuentas y un esfuerzo por un uso eficiente de recursos públicos.

–¿A qué aspira el Gobierno al final de este proceso?

–Debemos lograr que el ICE se reposicione de forma positiva en la opinión pública y capaz de adaptarse a cambios en su entorno y eso persigue esta administración. Queremos un ICE fuerte y robusto y con toda la credibilidad. Queremos transmitir tranquilidad a la ciudadanía porque vamos a actuar según la normativa, apegados a la legalidad y sin prejuicios. Queremos que una institución icónica como el ICE esté sana.