Aarón Sequeira. 22 abril
Ivonne Acuña (al centro) señaló que ha tenido diferencias con el resto de los fabricistas en temas como huelgas, empleo público y el plan de usura. Foto: Cortesía Asamblea Legislativa.
Ivonne Acuña (al centro) señaló que ha tenido diferencias con el resto de los fabricistas en temas como huelgas, empleo público y el plan de usura. Foto: Cortesía Asamblea Legislativa.

La diputada Ivonne Acuña, cuyo nombre aparecía en la papeleta presidencial junto al de Fabricio Alvarado, como candidata a vicepresidenta, deja hoy el partido político que ayudó a fundar junto con el excandidato y los hermanos Jonathan y Francisco Prendas.

Niega que existan choques por el liderazgo dentro del bloque Nueva República (PNR).

Afirma que su prioridad es “apalancar la economía de los costarricenses a como dé lugar” y que el PNR, aunque tiene planes en ese sentido, “tiene otros proyectos prioritarios”

En una entrevista de nueve minutos, la legisladora ahondó en las razones para lo que parecía lejano: dejar de ser una fabricista dentro del Congreso.

Hay una frase en su comunicado, donde habla de las diferencias con el bloque, ideológicas y programáticas. Menciona diferencias en la “visión de trabajo de la institucionalidad con las poblaciones en riesgo y vulnerabilidad”. ¿A qué se refiere?

-Para mí son prioridad, todo lo que sea reforzar las poblaciones más vulnerables y, por supuesto, todo lo económico. He insistido en que se vean los proyectos de fondo, como empleo público, reforma del Estado, que van a traer réditos, no solo ahora, sino también a largo plazo.

No es secreto para nadie que parte del trabajo de mi despacho se centra en esa población.

En ese aspecto, ¿tenía diferencias marcadas con el resto del bloque de independientes?

-Cuando menciono programáticas, me refiero a visión de país y de un proyecto país. Mi proyecto en este momento es primordialmente poder apalancar la economía de los costarricenses a como dé lugar; Nueva República también, no puedo decir que no, pero ellos tienen otros proyectos prioritarios, ya tendrían que preguntarles a ellos.

“Para Ivonne Acuña es importante, en este momento, mantenerse en una línea que tenga que ver con la parte económica y social”.

Uno podría pensar que no había rotación en el liderazgo, que no se habría espacio a otros liderazgos. Yo podría pensar que este año no se le dio chance a usted de tener la vocería del bloque.

-No, más bien, la dinámica de liderazgo dentro de Nueva República es que se podría llamar rotativa, pero sobre todo orgánica, más natural.

"Usted pudo ver a una Ivonne Acuña, durante estos dos años, a pesar de no ser jefa de fracción, era muy activa dentro de la fracción, haciendo negociaciones con otras fuerzas políticas para mociones, para proyectos, levantándome a defender los proyectos de mis compañeros, en las mesas de mis compañeros.

Es más orgánico, el liderazgo, que una cuestión programada o rotativa. En realidad, no obedece a eso, es algo que se ha venido dando en el tiempo, en esa maduración, tanto del partido como de esta diputada y la visión país que he ido construyendo".

¿Usted habló con sus compañeros antes de anunciar esta decisión?

-Así es, sí. Se tuvo una reunión ayer, con el comité ejecutivo, donde en conjunto llegamos a esta decisión. Además, antes de hacer el anuncio, tuve una reunión con mis compañeros, donde les compartí mi sentir y tengo pues obviamente todo el apoyo de ellos.

“Seguirán siendo mis amigos, cosa que eran antes de entrar al partido, o a la política en general”.

En otros momentos, he visto diputados que se salen de una agrupación, de un bloque, y se acercan a un partido específico.

-Ya me lo preguntaron un montón de veces, pero no, no ha existido ninguna propuesta de parte de las fuerzas políticas, ni dentro ni fuera de la Asamblea Legislativa, para esta legisladora.

“Mi visión es salir y quedarme en esa posición de diputada independiente, que de por sí tengo, y seguir defendiendo de forma vehemente los proyectos de ley que, como le reitero, serán de índole económica y social”.

Específicamente, ¿cuál posición hubo dentro del bloque sobre el plan de huelgas, de parte de ellos, que generó esa diferencia entre ellos y usted?

-Bueno, esas diferencias no solo se dieron dentro de Nueva República, sino dentro de otros partidos también. Sin lugar a dudas era un tema escabroso, donde había que encontrar un balance para legislar y dar seguridad jurídica a los sectores, pero también asegurar el derecho constitucional de hacer huelga.

"Había que tener ese cuidado y balance entre las dos partes, ahí es donde se parten las aguas. No solamente en Nueva República, sino también en otros partidos. Por eso la votación fue como se dio, partida prácticamente en todos los partidos.

Era un proyecto difícil. Mi posición era encontrar ese balance, dar seguridad jurídica a los sectores productivos que necesitan hacer llegar su producto a un destino y no les sirve encontrar un bloqueo, que además es ilegal.

También, había que garantizarle al pueblo poder ejercer el derecho a huelga libremente y bajo parámetros claros, con los tribunales respondiendo de forma rápida a las consultas que podían tener sobre legalidad

Ahí se enmarca toda esa discusión".

En empleo público, también su posición sería diferente a la de ellos...

-Bueno, no hemos podido entrar a discutirlo, porque el Ejecutivo no ha sido lo suficientemente responsable en traerlo a discusión, pero sí hay una posición de esta diputada de encontrar la forma de hacer que el Estado sea eficiente.

"Eso pasa por una revisión de cómo está el empleo público actualmente, desde el reclutamiento y pasando por el momento en que se pone esa persona en un puesto, con base en sus competencias, cualidades y experiencia, pero también responde a una necesidad del Estado.

Es una discusión que tiene que darse y va a traer diferentes posiciones".