Rebeca Madrigal Q.. 27 agosto
La mayoría de garantes éticos coincide que Welmer Ramos debe renunciar, tras las conclusiones de un informe de la Procuraduría de la Ética Pública. Foto Jorge Castillo.
La mayoría de garantes éticos coincide que Welmer Ramos debe renunciar, tras las conclusiones de un informe de la Procuraduría de la Ética Pública. Foto Jorge Castillo.

Dos de los de tres garantes éticos nombrados por el presidente Carlos Alvarado pidieron al diputado del PAC, Welmer Ramos, renunciarse a su largo luego de que la Procuraduría de la Ética Pública (PEP) lo denunció ante el Ministerio Público por un supuesto tráfico de influencias en el caso del cemento chino.

Así lo manifestaron José Manuel Arroyo y Quince Duncan en un informe de mayoría. De este criterio se apartó Margarita Bolaños, exsecretaria general del Partido Acción Ciudadana (PAC).

“Este voto de mayoría estima que lo pertinente, en vista del compromiso que en su oportunidad adquirió el diputado Ramos González, es que se aparte del cargo público para el que fue electo, y despliegue todos sus argumentos y defensas en pro de su inocencia y probidad, tal y como el ordenamiento jurídico se lo garantiza”, señalaron los garantes Arroyo y Duncan.

Este llamado se une al de los diputados de la fracción oficialista y del presidente de la República, Carlos Alvarado.

Margarita Bolaños escribió un voto de minoría según el cual le corresponde al Comité Ejecutivo Nacional del PAC definir el futuro de Ramos en su cargo y dentro de la agrupación política.

“Le corresponde al PAC tomar la decisión de si el diputado Welmer Ramos González se mantiene en la curul o renuncia, toda vez que el acuerdo en cuestión se hizo ante el Comité Ejecutivo Nacional del Partido y, por lo tanto, es a ese órgano al que le compete seguir el debido proceso, según lo establece el Estatuto”, señaló Bolaños.

En diciembre de 2017 y siendo candidato a diputado, Ramos se comprometió frente a dicho Comité Ejecutivo a renunciar si la PEP determinaba posibles faltas éticas de su parte en el caso del cemento chino.

Los garantes le recordaron a Ramos que la PEP no emite pronunciamientos concluyentes o definitivos, sino que se limitan a hacer un análisis de posibles faltas éticas.

“Si hubo desconocimiento o cálculo en la suscripción de esta nota respecto al alcance de los pronunciamientos de la Procuraduría, el hecho no resulta de trascendencia pues lo cierto y relevante es que los compromisos adquiridos en aquella oportunidad se dirigían a despejar cualquier duda que hubiera sobre la transparencia y legalidad de las actuaciones del exministro Ramos González”.

"Hoy día, esas dudas e indicios se han confirmado, lo cual deja intacta la posibilidad de valorar la inconveniencia de tales actuaciones en el plano ético, aunque en el jurídico, deben hacerse aún las investigaciones necesarias para arribar a cualquier juicio de responsabilidad”, indica el voto de mayoría.

Sin embargo, tras revelarse el informe de la PEP la semana pasada, el diputado descartó dejar el puesto, al argumentar que no se le ha comprobado nada.

Esa misma posición mantuvo Ramos este martes, luego de conocerse el pronunciamiento.

“Sé que aún hay mucha gente en Costa Rica, tanto dentro como fuera del PAC, que respeta el principio de inocencia... Seguiré como diputado de la República luchando con los proyectos de ley que necesitan los consumidores y las pymes (pequeñas y medianas empresas)", indicó.

La Procuraduría concluyó que Ramos, como ministro de Economía, habría acelerado una reforma parcial del Reglamento Técnico de Cementos Hidráulicos que le favoreció, en contenido y tiempo, al importador de cemento Juan Carlos Bolaños, entre el 2014 y 2015.

Dicha normativa, la cual era un requisito para que el empresario recibiera financiamiento del Banco de Costa Rica (BCR), fue avalada por el Ministerio de Economía un mes antes de que Bolaños recibiera los desembolsos bancarios.

El proceso de reforma fue caracterizado, según la PEP, por errores, al tiempo que señala que Ramos habría actuado por órdenes de la presidencia de la República durante la administración de Luis Guillermo Solís.

El diputado es una de las 13 personas investigadas por el caso del cemento chino por la PEP, todas abiertas en el 2018 bajo el expediente DEP-030-2018, a partir de un informe legislativo que concluye que la Presidencia presionó al Ministerio de Economía, cartera que lideraba Ramos, para modificar el reglamento que permitiera la importación de cemento desde China.

Seguiremos impulsando los proyectos de ley que necesitan los consumidores y las PYMES. Pero, de igual manera, hago un...

Posted by Welmer Ramos on Monday, August 26, 2019