Yeryis Salas.   28 mayo
Luis Adrián Salazar ocupó el cargo desde mayo del 2018. Foto: Carlos González.

Luis Adrián Salazar, ministro de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones, argumentó “diferencias ideológicas” al presentar su renuncia este jueves al gobierno del presidente Carlos Alvarado, la cual se hará efectiva este sábado.

En la carta de dimisión, Salazar afirmó que no está de acuerdo con que se utilice dinero del Fondo Nacional de Telecomunicaciones (Fonatel) para mitigar el déficit fiscal, como lo plantea el Poder Ejecutivo.

El 30 de abril, el exministro de Hacienda, Rodrigo Chaves, quien también renunció este jueves, anunció que el gobierno requeriría de ¢140.000 millones que el Fonatel tiene sin uso para poder disminuir el déficit fiscal que se espera para este año, el cual sería el más alto desde 1980.

La intención de este y otros proyectos es bajar el déficit a un 8,6% del producto interno bruto (PIB), en lugar del 10% proyectado si no se toman acciones.

“No puedo estar de acuerdo en el uso de los recursos del Fonatel para otros propósitos que no sean el acceso universal y solidario a los servicios de telecomunicaciones, para que lleguen a las personas más vulnerables del país”, manifestó el exjerarca, cuya renuncia se hará efectiva el sábado.

“La infraestructura debe ir más allá de carreteras, debe fijarse además en la construcción de capacidades digitales en telecomunicaciones e innovación, que nos permitan entrar realmente a la cuarta revolución industrial”, agregó.

El ministro recalcó que el país debe invertir más en investigaciones y desarrollo “si se desea hablar de la industria del conocimiento”.

La Contraloría General de la República (CGR) ha advertido sobre atrasos en ejecución de los planes de Fonatel, además de la fijación de metas “inalcanzables” y proyectos sin comenzar.

Asimismo, el propio Salazar denunció que la Superintendencia de Telecomunicaciones (Sutel), encargada de administrar Fonatel, se ha negado en los últimos meses a publicar cuánto dinero tiene guardado este fondo, en medio de la pandemia del covid-19 y la crisis económica.

Según estados financieros al 31 de diciembre, Fonatel acumulaba ¢204.000 millones y Rodrigo Chaves la señaló como la entidad con más superávit de 11 señaladas en febrero pasado ante los diputados.

El ministro de Ciencia y Tecnología fue uno de los tres jerarcas que anunciaron su salida del Gobierno este jueves. Los otros fueron Chaves, de Hacienda, y Nancy Marín, de Comunicación.

Al frente del Micitt ahora estará la actual viceministra, Paola Vega Castillo.

Salazar mantuvo el cargo desde el inicio de la administración Alvarado Quesada, en mayo del 2018.

El exministro resaltó que en ese periodo, bajo su mando, el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Telecomnciaciones (Micitt) aportó a la construcción del Gobierno Digital, se ejecutó la primera fase de transición a la televisión digital y se posicionó al ministerio a nivel internacional.

Añadió que dejó en la fase final programas para personas con discapacidad y adultos mayores.

“De esta forma le expreso, señor presidente, que me voy con la frente en alto por el deber cumplido y con la conciencia tranquila de haber sido consecuente entre lo que pienso, lo que digo y lo que actúo”, señaló Salazar en la carta.