Rebeca Madrigal Q.. 11 agosto
El diputado Dragos Dolanescu (al centro de la mesa con corbata amarilla) fue reelecto presidente ejecutivo. Lo acompaña a la derecha el expresidente Rafael Ángel Calderón. Foto tomada del perfil de Facebook del PRSC
El diputado Dragos Dolanescu (al centro de la mesa con corbata amarilla) fue reelecto presidente ejecutivo. Lo acompaña a la derecha el expresidente Rafael Ángel Calderón. Foto tomada del perfil de Facebook del PRSC

El diputado Dragos Dolanescu fue reelecto presidente del Partido Republicano Social Cristiano (PRSC).

Su reelección se dio por aclamación este domingo, durante la asamblea nacional de la agrupación política, realizada en el edificio cooperativo en Montes de Oca, San José. De los 53 asambleístas presentes, 51 votaron a favor y dos en contra.

Lo acompañó en la mesa principal el expresidente de la República, Rafael Ángel Calderón Fournier.

La asamblea nacional también eligió Javier Gamboa como secretario general, Javier Gamboa.

Este último cargo lo ocupaba el exdiputado socialcristiano, Rodolfo Sotomayor, quien ahora se encargará de la vicepresidencia. En tanto, Anabel Soto fue electa como tesorera.

Los nombramientos son por cuatro años.

A partir de esta elección, el diputado Dolanescu se enfocará en el trabajo de su partido de cara a las próximas elecciones municipales, según señaló a La Nación, este domingo.

La próxima semana, el partido empezará a convocar las asambleas cantonales para la elección de candidatos a alcalde, regidores y síndicos.

Además de Dolanescu, el Partido Republicano también está representado en el Congreso por el diputado Otto Roberto Vargas.

En mayo pasado, la Fiscalía General reabrió un caso contra Dolanescu por un informe del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) sobre un supuesto caso de contrabando.

Un informe de la sección de Delitos Varios del OIJ, remitido en diciembre del 2012 al Ministerio Público atribuyó a Dolanescu haber importado tapas falsificadas de guaro Cacique, dentro de una investigación sobre una organización que, supuestamente, se dedicaba al contrabando de alcohol para fabricar licor sin permisos legales.

Esa causa había sido desestimada por falta de pruebas para continuar la investigación en julio de 2018, sin embargo, la reapertura del caso se dio, en la Fiscalía General, cuando Dolanescu asumió como diputado de la República porque en esa condición se encuentra protegido por el fuero constitucional de inmunidad y solo la fiscala general puede decidir al respecto.