Política

Diputados se comprometen otra vez a votar eliminación de secretismo en Asamblea

En segundo round, ampliarían la primera parte del plenario para dar espacio a quienes usen la palabra para justificar sus posturas, y tomar una decisión

Los jefes de las fracciones legislativas se comprometieron este jueves, en su reunión semanal, a votar este jueves por la tarde el proyecto del liberacionista José Joaquín Hernández para eliminar las votaciones secretas en la Asamblea Legislativa.

Es la segunda vez que se comprometen con eso, luego de haber acordado debatir y tomar una decisión sobre la iniciativa el miércoles pasado.

Sin embargo, el intento se vio bloqueado, primero, por una lectura amplísima del texto base y, posteriormente, porque la verdiblanca Dinorah Barquero, vecina de curul de Hernández, habló por 15 minutos hasta la hora en que era obligatorio levantar la sesión, a las 5 p. m.

De hecho, cuando terminó el plenario, la jefa de Progreso Social Democrático (PPSD), Pilar Cisneros, se acercó a Hernández a felicitarlo por su empuje al voto público, y un comentario que hizo generó que tuviera un acalorado enfrentamiento con Barquero.

Las diputadas debieron ser separadas, Cisneros por su encargado de prensa, Esteban Vargas, y a Barquero se le acercó el subjefe de Liberación, Óscar Izquierdo.

Ahora, el compromiso lo lanzó el jefe del Frente Amplio, Jonathan Acuña, y fue secundado por Daniela Rojas, vocera de la Unidad Social Cristiana (PUSC); Eliécer Feinzaig, del Partido Liberal Progresista (PLP), y Kattia Rivera, de Liberación Nacional (PLN).

Rivera indicó que ellos no tienen inconveniente en que se debata el proyecto, aunque tiene en sus tiendas diputados preocupados por “ciertos artículos y votaciones”.

Apuntó que “hay línea de fracción para votar, pero están totalmente libres en hacer uso de la palabra, pues la discusión siempre es importante, para eso somos parlamento”.

Entre las votaciones que ya no serían públicas, una vez aprobada la reforma al Reglamento, están los nombramientos de magistrados de la Corte Suprema de Justicia, las ratificaciones de nombramientos hechos por el Consejo de Gobierno, así como la elección de defensor y defensor adjunto de los Habitantes, contralor y subcontralor General de la República.

Igualmente, serían públicos también los votos para escoger los miembros del Directorio de la Asamblea Legislativa y de los directorios de cada uno de los órganos que tiene el Congreso.

Cuando todos los jefes de fracción manifestaron su venia para la discusión, el presidente de la Asamblea, Rodrigo Arias, reconoció que había entendido mal el acuerdo de los voceros partidarios de este miércoles, sobre el uso de la palabra.

También reconoció que Dinorah Barquero, según el estricto apego a las normas del Reglamento legislativo, no debía haber usado la palabra después de Hernández, pues solamente él era el proponente de la iniciativa.

De hecho, la alajuelense habló por 15 minutos con el permiso de Arias, sin que él hubiera dado por iniciada la discusión por el fondo. “En estricto derecho reglamentario, no debió haber hecho uso de la palabra, porque no era proponente, pero se hizo dentro del ánimo que existió en la sesión de ayer de buscar una salida a este tema”, dijo.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.