Michelle Campos. 26 marzo
Rodrigo Chaves, Ministro de Hacienda. Foto: Roberto Carlos Sánchez @rosanchezphoto
Rodrigo Chaves, Ministro de Hacienda. Foto: Roberto Carlos Sánchez @rosanchezphoto

La Cámara de Comercio calificó como “inaudita ocurrencia” la idea anunciada este jueves por el ministro de Hacienda, Rodrigo Chaves, de cobrar un impuesto solidario a los salarios a partir de ¢500.000 para subsidiar a los afectados económicamente por la crisis del coronavirus.

La propuesta contemplaba los salarios de los sectores público y privado. No obstante, en cuestión de horas después del anuncio de Chaves, el presidente Carlos Alvarado salió a negar que el gobierno presentará un proyecto en ese sentido.

Julio Castilla Peláez, presidente de la Cámara de Comercio, afirmó sobre la idea: “Para nuestro sector resulta increíble que nuestras autoridades de Hacienda se atrevan a proponer un impuesto donde enfrentamos sectores de la economía con miles de desempleados contabilizados al día de hoy".

“¿Dónde está la solidaridad del Gobierno y la planificación correcta para enfrentar esta emergencia, sin dañar aún más a los agentes económicos del país, y a las personas que están tratando de sobrevivir y llevar sustentos a sus familias? Lejos de rebajar el ingreso, lo que se ocupan son recursos para reactivar la economía”, añadió.

La Cámara hizo un llamado para que el gobierno se solidarice con propuestas bien pensadas y serias que impacten de manera positiva e inmediata a los sectores afectados.

Julio Castilla dijo que urge un acercamiento del Gobierno con el sector empresarial, pues no es posible que se sigan generando ocurrencias.

“Costa Rica necesita tomar decisiones acertadas y ayudar a su gente. Este tipo de ligerezas, lejos de aportar soluciones, minan la credibilidad del Poder Ejecutivo”, argumentó el presidente de la Cámara.

“Reiteramos la importancia de que el gobierno no recurra a la opción de aumentar la carga tributaria a las empresas y menos a las personas”, culminó Castilla.

Por su parte, la ministra de Comunicación, Nancy Marín, dijo al programa radial Matices, que el presidente Alvarado fue claro en que “don Rodrigo no habría tenido por qué hacer ese anuncio, que, si bien es una posibilidad de un impuesto a los salarios, no se está contemplando que fuera para los salarios de ₡500.000″.