Patricia Recio. 28 septiembre
El consejo podría encargar la construcción y mantenimiento de centros educativos a empresas privadas. Fotos Melissa Fernández
El consejo podría encargar la construcción y mantenimiento de centros educativos a empresas privadas. Fotos Melissa Fernández

Escuelas, cárceles, hospitales y hasta sistemas de acueductos estarían en la mira del Consejo Nacional de Concesiones (CNC) para apuntalar la cartera de proyectos que el país debe desarrollar en los próximos años, utilizando el mecanismo de las alianzas público privadas.

Esa necesidad de diversificación, así como los retos que enfrenta actualmente ese consejo para aprovechar ese modelo de inversión, fueron discutidos por el ministro de coordinación con el sector privado André Garnier, el secretario de Concesiones José Manuel Sáenz, el experto en infraestructura Federico Villalobos y el director de la constructora H. Solís, Roberto Acosta, durante el tercer foro de infraestructura Movamos Costa Rica, organizado por este diario.

Según Sáenz, la intención es que en un corto plazo el CNC, “supere” el hecho de que la figura de concesiones debe ser para obra vial.

“Eso es con lo que hemos salido adelante, pero tenemos que como consejo explorar otro tipo de concesiones: hospitales, infraestructura educativa, acueductos, sistemas de saneamiento; tenemos que salir incluso con alguna concesión que se pueda poner pronto de cosas pequeñas de servicios, es poder demostrar que el sistema funciona y que tenemos una institución que se prepara y que va ganando experiencia en la materia y que es un socio confiable para las empresas que van a invertir en el sistema”, dijo Sáenz.

En tanto Garnier citó ejemplos como el de la fallida licitación de la cárcel de Pococí, cuyo plan quedó varado e incluso implicó un litigio internacional para el país, al tiempo que mencionó cómo modelos de otros países podrían resultar exitosos en Costa Rica.

“En educación por ejemplo, en Inglaterra hay un sistema que podría aplicarse en Costa Rica, en que agarran un terreno que es el del Ministerio de Educación y sacan una licitación diciendo ‘este es el programa que necesito para esta escuela (...) pero usted puede hacer sobre ese terreno todo lo que usted quiera, que no vaya en contra de la actividad de la escuela’, al final la gana aquella persona que cobre menos alquiler por la escuela.

(Video) Expertos analizan los retos para optimizar y ampliar la cartera de concesiones

“Si una persona es muy creativa y desarrolla muchas otras actividades en el mismo terreno, hace que el beneficio sea para el estado, se adjudica con mantenimiento y se tiene instalaciones de primer mundo permanentemente”, explicó.

Asimismo, en el caso de hospitales, tanto Garnier como Villalobos recordaron que la legislación permitiría concesionar la infraestructura hospitalaria, más no los servicios como tal.

Los exministros de Obras Públicas y Transportes, Francisco Jiménez y Carlos Villalta quienes asistieron como espectadores también manifestaron la necesidad de fortalecimiento latente en esa institución.

Para Jiménez, otros proyectos que podrían migrar hacia esa figura serían el departamento de licencias y pruebas de manejo y la revisión técnica vehicular, cuya contratación con Riteve está cerca de expirar.

En tanto Villalta afirmó que también debe existir transparencia entre la información que debe pedir el funcionario para estar seguro de darle un interés manifiesto a un proyecto.

¿Estamos preparados?

Tal y como lo mencionó en una entrevista a este diario la semana anterior, el secretario de Concesiones, uno de los primeros pasos que dará ese consejo a fin de reforzar su gestión en los próximos años, será contratar la elaboración de un portafolio de proyectos que se puedan concesionar.

Posteriormente se identificarían de tres a cuatro iniciativas prioritarias que deberán trascender en esta administración.

Garnier, ministro de coordinación, añadió que precisamente esa visión de largo plazo resulta ser una de las principales debilidades que enfrenta el sector de concesiones actualmente, además dijo falta capacidad institucional para hacer la contraparte que le corresponde al Estado.

“No es posible que un gobierno inicie algo, y el que sigue dice no creo en la figura y no se le da continuidad. Tener un banco de proyectos es un tema realmente importante, el CNC requiere sin duda de una gran modernización pero dándole capacidades y recursos”, explicó el jerarca.

Según dijo la legislación recién aprobada, “se quedó corta” porque no le da facilidad al Consejo de fortalecer su equipo de trabajo.

Por su parte, Villalobos cuestionó la capacidad que se tiene para cumplir las etapas previas, situación que ha sido ampliamente criticada por los sectores de construcción e incluso la actual administración.