Se prevee que obra de $436 millones perciba recursos de varias entidades financieras

Por: Diego Castillo 24 marzo, 2015

Un total de seis bancos establecidos en el país están interesados en financiar el proyecto de ampliación de la carretera entre los cantones de San José y San Ramón.

Los interesados en ser fiduciarios del plan son los bancos privados Improsa, Lafise, BCT y Scotiabank. También expresaron su interés dos entidades públicas: Bancrédito y el Banco de Costa Rica (BCR).

El Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT) y el Consejo Nacional de Vialidad (Conavi), cerraron el jueves anterior la recepción de muestras de interés para constituirse como fiduciarios del proyecto para ampliar la vía de 57,9 kilómetros.

El presidente de la República, Luis Guillermo Solís, firmó este lunes la ley 9292, que permitirá la construcción de la carretera San José - San Ramón.
El presidente de la República, Luis Guillermo Solís, firmó este lunes la ley 9292, que permitirá la construcción de la carretera San José - San Ramón.

Mauricio González, viceministro de Infraestructura, explicó que luego de la invitación realizada al Sistema Bancario Nacional y la recepción de las muestras, el paso a seguir es impulsar un concurso entre los interesados para seleccionar al fiduciario del proyecto.

La experiencia y el costo por comisión que presenten las entidades interesadas serán dos factores claves para seleccionar el banco que se encargará del fideicomiso.

González aseveró, mediante un comunicado de prensa, que hay otras entidades bancarias que han informado su potencial interés para aportar recursos al fideicomiso, algo que estima muy positivo pues se trata de un proyecto grande y costoso, estimado en $436 millones, que difícilmente una sola entidad podría aportar todo el capital.

Para ver el inicio de las obras de construcción faltan muchos pasos por cumplir, como establecer las bases y cronograma del concurso para seleccionar al fiduciario, definir los diseños finales de la vía y generar la propuesta de contrato de fideicomiso en conjunto con el fiduciario.

Luego, para el contrato definitivo tramitar su refrendo ante la Contraloría General de la República, obtener los permisos ambientales correspondientes y otros trámites.