Juan Fernando Lara. 10 mayo
Vista del centro de Puerto Limón, provincia de Limón, en setiembre del año pasado. Parte de las nuevas obras de agua potable incluyen mayor provisión para los habitantes de esa provincia. / Archivo
Vista del centro de Puerto Limón, provincia de Limón, en setiembre del año pasado. Parte de las nuevas obras de agua potable incluyen mayor provisión para los habitantes de esa provincia. / Archivo

El Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA) y el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) firmaron este viernes un crédito por $111 millones para levantar seis proyectos de agua potable y saneamiento sanitario.

Las obras beneficiarán a unas 286.000 personas al final del periodo para las que fueron diseñadas (entre 20 y 25 años), lo cual ocurriría entre los años 2040 a 2045.

El llamado Programa Acueducto y Alcantarillado en Ciudades Costeras supone una inversión de $139,9 millones, de los cuales $111 millones provienen del préstamo con el BCIE y $28,7 millones de contrapartida del AyA.

Se trata de las mejoras a los acueductos de las ciudades de Limón, Guácimo, Quepos-Manuel Antonio y Jacó, así como el proyecto de saneamiento de aguas residuales de Moín y la construcción del edificio del Laboratorio Nacional de Aguas en Ochomogo de Cartago.

El contrato de préstamo N.º 2.188 lo firmaron en Casa Presidencial la presidenta ejecutiva del AyA, Yamileth Astorga, y el gerente país de Costa Rica ante el BCIE, Mauricio Chacón, en presencia del Presidente de la República, Carlos Alvarado.

“Gracias a este programa de inversión, podremos promover el desarrollo de comunidades del Caribe y el Pacífico por los próximos 20 años. El país debe continuar mejorando y ampliando sus sistemas para superar el 94% de cobertura de agua potable que nos hace líderes en la región”, resaltó Astorga.

Obras previstas

Parte del dinero ($61,2 millones) serían para una mejora del sistema de abastecimiento de agua potable de Limón, etapa II, donde se estiman en 132.700 las personas beneficiadas.

Otros $16,3 millones serían para mejoras al acueducto de Guácimo en Limón que alcanzaría a unos 59.600 pobladores más.

También habría mejoras y ampliación al sistema de acueducto de Jacó, Garabito, etapa II, por una suma de $6,3 millones que abarcaría a 49.500 beneficiados.

En Quepos y Manuel Antonio habrá una segunda etapa de mejoras en el acueducto local por $6,7 millones.

También se creará una red del alcantarillado sanitario de Moín que costará $11 millones. Población beneficiaria: 6.500 personas.

Finalmente, el dinero incluye la construcción de un nuevo edificio para el Laboratorio Nacional de Aguas que costaría unos $11 millones y se localizaría en Ochomogo (Cartago). Esta obra sustituirá el actual inmueble que aloja el Laboratorio, el cual tiene más 75 años y se ubica en Tres Ríos.