Juan Diego Córdoba González. 21 enero
Román Macaya, presidente de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), descartó supuestas intenciones presidenciales y manifestó que se centraría en atender la pandemia por próximos 15 meses. Foto: Rafael Pacheco.
Román Macaya, presidente de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), descartó supuestas intenciones presidenciales y manifestó que se centraría en atender la pandemia por próximos 15 meses. Foto: Rafael Pacheco.

El presidente ejecutivo de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), Román Macaya, descartó tener aspiraciones presidenciales para las elecciones del año 2022.

El bioquímico, diplomático y empresario realizó esa aclaración este jueves, en conferencia de prensa sobre la emergencia sanitaria por la covid-19, ante consultas de la prensa.

“He reiterado numerosas veces que yo no soy ni candidato ni precandidato a ningún concurso político, eso no está en mi futuro”, enfatizó.

El jerarca dijo lamentar que medios de comunicación y diputados intenten mezclar su labor al frente de la pandemia de coronavirus con aspiraciones políticas, por lo que cerró, de forma tajante, cualquier posibilidad de cara a los próximos comicios.

“Algunos medios de comunicación, incluyendo crhoy me colocan siempre con una foto entre un grupo de personas que supuestamente van a concursar.

“En el caso mío le puedo decir que no, vea que no estoy dejando ningún portillo abierto. No estoy diciendo ‘lo estoy pensando’ o ‘este no es el momento’, no, estoy diciendo no”, afirmó.

Macaya respondió así a consultas sobre la sospecha de diputados de que la campaña de vacunación se utilizara como plataforma política para una eventual candidatura.

El jerarca aseguró que se concentra en atender la emergencia sanitaria durante los próximos meses, hasta que se presente el cambio de administración, en mayo de 2022.

“Estamos en pandemia, enfocados a eso y a eso es a lo que me voy a dedicar en los próximos 15 meses”, sentenció Macaya.

Román Macaya fue precandidato del Partido Acción Ciudadana (PAC) para las elecciones de 2010, pero fue derrotado en la convención interna de 2009. En 2012 hizo un nuevo ensayo, pero abandonó la lucha por diferencias con el partido.

En la misma actividad, también el ministro de Salud, Daniel Salas, respondió a presuntas aspiraciones suyas.

La respuesta, sin embargo, también fue el rechazo.

“En realidad, como lo he anotado anteriormente, no está dentro de mi planificación alguna aspiración política en este momento”, manifestó.

Las consultas se realizaron debido a que el cronograma del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) señala que los jerarcas que deseen aspirar por un puesto para el 2022, deberán renunciar a sus cargos a más tardar el 5 de febrero.