José Andrés Céspedes. 28 agosto
Conversación del presidente Carlos Alvarado con la expresidenta Laura Chichilla y el expresidente Miguel Ángel Rodríguez sobre las finanzas públicas y la negociación de un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. Foto: Roberto Carlos Sánchez @rosanchezphoto
Conversación del presidente Carlos Alvarado con la expresidenta Laura Chichilla y el expresidente Miguel Ángel Rodríguez sobre las finanzas públicas y la negociación de un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. Foto: Roberto Carlos Sánchez @rosanchezphoto

Los expresidentes Laura Chinchilla y Miguel Ángel Rodríguez expusieron sus recomendaciones sobre las finanzas públicas y el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) en el contexto de la pandemia por covid-19.

Lo hicieron durante un foro virtual, este viernes 28 de agosto, con el mandatario Carlos Alvarado.

La actividad concluyó el proceso “Costa Rica escucha, propone y dialoga” del Poder Ejecutivo y contó con la moderación de los periodistas Henry Rodríguez y Glenda Umaña.

Alvarado aseguró que la pandemia vino a afectar de manera severa la situación económica del país y que por esto es determinante el acuerdo con el FMI, el cual le permitiría acceder al país a un préstamo total por unos $2.250 millones.

Afirmó que en los últimos meses y semanas más de 80 países han recurrido al Fondo por la situación de la pandemia. Agregó que la negociación con Costa Rica no necesita una unanimidad de la sociedad, pero sí un consenso mayoritario.

El gobernante precisó que el principal objetivo del Gobierno es evitar un impacto en las tasas de interés, una devaluación del colón y que se dispare la pobreza o el desempleo a niveles mayores.

“Esto es importante porque genera la confianza necesaria en diferentes actores para decir ’Costa Rica está llevando un proceso ordenado que evitará una dificultad en su economía’. Ese es el fondo de la discusión que estamos teniendo”, dijo.

El expresidente Miguel Ángel Rodríguez subrayó que la economía nacional ha disminuido su ritmo de crecimiento desde el año 2015 y que se ha presentado un gran aumento del trabajo informal.

Destacó que la pandemia por covid-19 vino a agravar aún más esta situación y el nivel de pobreza en todo el país.

“En este momento debemos lograr la menor afectación a las empresas para que no se les afecte su capacidad de inversión”, dijo.

Rodríguez añadió que en este momento de crisis se debe tener mucho cuidado con las zonas francas.

“Estamos viviendo un momento en el mundo en el cual las cadenas internacionales de valor se están rompiendo, pero podemos aprovecharnos de eso si quieren venirse a estar más cerca de mercados de consumo de Estados Unidos”, expresó.

También fue enfático en que se debe cumplir “a rajatabla” la regla fiscal, sin excepciones. Dicha norma, contenida en la reforma fiscal de diciembre del 2018, impone un tope al gasto corriente de las instituciones en el presupuesto de la República.

“No pueden universidades, Poder Judicial ni ningún ente público pensar que están fuera de la regla fiscal porque todos estamos en este mismo barco y nos hemos empobrecido y hay menos recursos”, precisó.

Por su parte, Laura Chinchilla afirmó que es muy valioso el ejercicio de escuchar a distintos sectores para llegar a acuerdos en materia fiscal, pero que el diálogo sin consecuencias representa demagogia e irresponsabilidad en el contexto actual del país.

“Necesitamos un diálogo con consecuencias. Hay que imprimirle un sentido de urgencia a todo lo que estamos haciendo y eso es fundamental porque no podemos perder mucho más el tiempo”, acotó.

También mencionó que las desigualdades socioeconómicas del país se van a ampliar luego de la pandemia, por lo que es importante sacrificar y ceder distintos intereses por el bien común y, principalmente, por aquellos que menos tienen.

La exmandataria aprovechó para mencionar que la voluntad política del presidente no siempre reverbera con la rapidez y eficacia que se requiere en momentos como el actual.

Chinchilla comentó que es necesario un alto grado de transparencia en el proceso que se lleva con el FMI y que hay que afianzar los canales de negociación con los sectores fundamentales del país.

“A mí me dolió que hubo dos o tres sectores claves que no quisieron participar de este ejercicio de diálogo, me parece que la Uccaep (Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado). Déjenme decirles que eso es un barbaridad”, afirmó.

Diálogo

El Gobierno de la República ha recibido 721 propuestas en relación con el tema fiscal y ha tenido la participación de organizaciones sociales, empresariales, académicas, sindicales y representantes de la sociedad civil, en foros públicos organizados esta semana.

Durante los tres días previos, los vicepresidentes de la República, Epsy Campbell Barr y Marvin Rodríguez Cordero, así como la ministra de Planificación Nacional y Política Económica, Pilar Garrido; el ministro de Hacienda, Elian Villegas, y el presidente del Banco Central, Rodrigo Cubero, escucharon diversas propuestas sobre ingresos, gasto público, activos del Estado, manejo de la deuda y mejoras en la recaudación.

Por espacios de dos horas en cada foro, diversos actores plantearon propuestas sobre cómo mejorar la calidad del gasto público, generar impuestos solidarios a salarios medios y altos y a grandes contribuyentes, vender o no vender activos, revisar exoneraciones, aplicar o posponer el impuesto al valor agregado (IVA) en algunos sectores, entre otras iniciativas.

Refiriéndose a la conclusión de estos foros con organizaciones y ciudadanía, la primera vicepresidenta, Epsy Campbell, destacó la prevalencia del respeto, la capacidad de propuesta, el intercambio y la visibilización de posiciones diversas.

“Ha sido un intercambio muy interesante porque pudimos ver las posiciones de personas y organizaciones que fueron capaces de proponer ideas para las negociaciones con el FMI, pero también críticas que asumimos con mucha responsabilidad”, aseguró Campbell.

“Es necesario que avancemos en el diálogo para que el país pueda enfrentar esta situación tan compleja y desafiante”, concluyó.

Por su parte, Marvin Rodríguez agradeció a los representantes de los diversos sectores que participaron en los espacios.

“Como Gobierno asumimos la responsabilidad de hacer esta consulta y buscar espacios de diálogo. Estos tres foros indudablemente nos han dado extraordinarios aportes y me siento realmente satisfecho porque, a pesar de existir diferencias, siempre prevaleció el respeto y la educación”, aseveró Rodríguez.

La viceministra de la Presidencia, Silvia Lara, recordó que continúa abierto el periodo de recepción de propuestas en los ejes de “Reactivación económica” y “creación y protección de empleo”, hasta el próximo 15 de setiembre.

Las personas interesadas en obtener información y enviar sus propuestas pueden visitar el enlace: https://gobiernoabierto.go.cr/costa-rica-escucha-propone-y-dialoga/.