Por: Irene Vizcaíno.   17 agosto
Se han realizado manifestaciones en favor de la legalización del matrimonio entre parejas homosexuales. Fotografía Carla Orozco Odio

El proyecto de ley convocado por el Gobierno para reconocer el matrimonio entre personas del mismo sexo no se ajusta a los “estándares que en materia de Derechos Humanos" estableció la Corte Interamericana, según dio a conocer la mañana de este viernes la Defensoría de los Habitantes.

Así lo señaló el defensor de los Habitantes interino, José Manuel Cordero, en una carta enviada el jueves al ministro de la Presidencia Rodolfo Piza, en la cual le advierte que según la opinión consultiva de la Corte Interamericana, conocida en enero, “el reconocimiento del vínculo entre parejas del mismo sexo debe realizarse a través de las figuras jurídicas ya existentes en el ordenamiento interno para el reconocimiento de las parejas heterosexuales”.

En cambio, dice la Defensoría, el proyecto de ley 20.888 denominado Ley de Unión Civil para parejas del mismo sexo, en cambio, crea una figura jurídica exclusiva, lo que sería violatorio a la Convención Americana de Derechos Humanos.

La iniciativa de ley que ya estaba en la corriente legislativa fue convocada el 10 de agosto por el presidente de la República, Carlos Alvarado, para su discusión en sesiones extraordinarias, cuando es el Poder Ejecutivo el que determina los proyectos de interés.

Se trató de un plan propuesto en la legislación anterior por varios diputados del Partido Acción Ciudadana (PAC), Partido Liberación Nacional (PLN) y el Frente Amplio.

Alvarado acudió a ese proyecto en atención al fallo de la Sala IV, del 8 de agosto, que declaró inconstitucional el inciso 6 del artículo 14 del Código de Familia que prohíbe el matrimonio entre personas de mismo sexo, sin embargo, dejó la modificación del texto en manos de la Asamblea Legislativa durante 18 meses, plazo que correrá a partir de la notificación del fallo integral.

Si en ese plazo, los diputados no atendieran el llamado, la norma quedaría sin efecto,

“Partiendo de lo anterior, el proyecto de ley precitado y que fue convocado mediante el oficio DM-632-2018 del 10 de agsoto de 2018, se ubica en el supuesto cuya inconvencionalidad fue señalada expresamente por la Corte. En este sentido, el único proyecto que actualmente se encuentra en la corriente legislativa y que se ajusta a lo señalado tanto por el Tribunal Internacional como por la Sala Constitucional, es el proyecto 19852, Ley de Matrimonio Igualitario, por lo que este es el único texto que debe ser objeto de discusión”, dice la carta.

Por esa razón, Cordero solicitó a Piza retirar el proyecto convocado por el Gobienro y recordó que la Defensoría es un órgano con facultad de alertar en caso de que no se acaten resoluciones de la Corte Interamericana de Derechos Humanos y la Sala Constitucional en esa materia.