Daniela Cerdas E..   4 septiembre
29/08/2018 Los únicos que quedarán eximidos de dar clases en la UCR son el rector, los vicerrectores y los miembros del Consejo Universitario.Foto: Rafael Pacheco

Para el 2018, 44 profesores de la UCR fueron eximidos de dar lecciones, con goce de salario, debido a que participan en un proyecto de investigación o en alguna labor administrativa.

A pesar de no dar lecciones, a estos 44 funcionarios se les paga cerca de ¢35 millones por mes solo de salario base, que ronda los ¢812.000 cada uno, sin contar los pluses. Además, la Universidad debe pagar el salario de los sustitutos de estos funcionarios.

Sin embargo, este año ningún profesor podrá pedir permiso para ser eximido de dar clases en 2019. Esta es una de las 21 medidas de contención del gasto que la Universidad de Costa Rica (UCR) aplica desde agosto.

“Por alguna actividad se le podía excusar al docente de dar clases, pero ahora esto no se va a hacer. Se les excusaba por un semestre o dos; nunca ha sido por mucho tiempo, pero esto tiene una implicación presupuestaria muy importante porque se tiene que sustituir al funcionario. Los docentes eximidos podían tener un proyecto de investigación muy importante pero podían incluso dedicarse a ciertos cargos docente administrativo, ya no se le va a dar permiso a nadie más”, indicó el rector de la Institución, Henning Jensen.

Los únicos que quedarán eximidos de dar clases son el rector, los vicerrectores y los miembros del Consejo Universitario.

Según Marlen León, vicerrectora de docencia, el profesor que actualmente quiera participar en un proyecto de investigación deberá hacerlo en el tiempo libre que el quede luego de dar clases.

“La prioridad debe ser dar lecciones”, manifestó la funcionaria.

Desde agosto, la Universidad de Costa Rica aplica 21 medidas de contención del gasto debido a la crisis fiscal.

Estas medidas van desde restringir los pluses docentes, hasta el ahorro de electricidad y combustible.