Daniela Cerdas E..   6 mayo, 2018
A los 8 años, Andrés Gabriel Padilla Robles preguntaba insistentemente si los agujeros negros podrían destruir la Tierra. Él es aficionado a la tecnología, le gusta leer y tiene una gran sed de conocimiento. Gabriela Robles para LN

A los 8 años, Andrés, el hijo de Gabriela Robles, vecina de Frailes de Desamparados, preguntaba insistentemente si los hoyos negros podrían destruir la Tierra.

Además, siempre iba adelantado y conocía mucho más de lo que su maestra les enseñaba a él y a sus compañeros de la Escuela Cecilio Piedra Gutierréz. También, tiene mucha habilidad para la tecnología, le gusta leer y posee una gran sed de conocimiento.

Andrés es un niño superdotado. El Ministerio de Educación Pública (MEP) no tenía una estructura o instancia para dar atención especializada, de forma continua y permanente, a estos niños con capacidades especiales.

Sin embargo, a inicios de este mes se oficializó la operación en el MEP de la Unidad de Alta Dotación, Talentos y Creatividad, con su publicación en el diario La Gaceta. Dicha unidad tendrá como función identificar a estos estudiantes superdotados y proponer criterios técnicos para que las políticas curriculares incorporen la atención del estudiantado en esta condición.

En el desarrollo de esa unidad se venía trabajando desde el 2015. Sin embargo, desde diciembre del 2010, el país tiene la Ley para la Promoción de la Alta Dotación, Talentos y Creatividad en el Sistema Educativo Costarricense. Fue en enero del 2015 cuando se publicó el reglamento a esa ley.

Esta unidad ya ha identificado a cuatro niños superdotados; uno de ellos es Andrés, quien actualmente tiene 11 años y es presidente de su escuela.

¿Cómo se trabaja con los niños genios?

"Para la maestra, ha sido un reto acoplarse a las necesidades de él. Siempre anda más adelante; agrega un poco más de lo que la maestra explica. Con el proyecto de alta dotación, le han dado seguimiento en todo lo que va desarrollando. Para estimularlo, le dicen que investigue de manera diferente que sus compañeros sobre algún tema; le piden hacer una exposición más profunda sobre biodiversidad para que se la presente a sus compañeros o cosas de ese tipo. Hace 15 días se hizo una gira a Intel, y él estaba como loco, emocionado", contó Gabriela Robles.

Según Alexánder Murillo, asesor de la Dirección de Desarrollo Curricular del MEP, quien participó en la creación de esta unidad, en las 27 direcciones del Ministerio se cuenta con una Comisión de Alta Dotación que capacita a los docentes en la identificación y atención de estos alumnos.

Inclusive, el MEP organizó el I Congreso Nacional de Alta Dotación, dirigido a funcionarios, que se realizó los días 19 y 20 de abril en el hotel Irazú.

"Hay un proceso de apoyo a la institución educativa, a la familia y a los niños para ver cuáles son las estrategias para enriquecer sus habilidades y potenciarlas. La idea no es sacar al niño del grupo en el que está, es potenciar al niño para que, donde está, pueda brillar. Se atiende a estudiantes tanto de primaria como de secundaria", explicó Murillo.

Otra de las funciones de esta Unidad es coordinar con la Dirección de Desarrollo Curricular acciones, recursos didácticos y proyectos relacionados con el uso de las tecnologías para la mejora de la atención de este grupo de alumnos.

Además, debe formular propuestas tendientes a la sensibilización, toma de conciencia e incorporación de la familia y la comunidad en los procesos educativos de esta población.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que hasta un 2% de la población mundial puede ser superdotada.

El parámetro más común que se utiliza es el coeficiente intelectual (CI), que en estas personas supera 130 (el promedio es 100).